A_UNO_242749

Acusación constitucional a Beyer: estos son los vínculos de los senadores con universidades

“Esto es politiquería, esto no es serio”, esa fue la reacción del ahora suspendido ministro de Educación, Harald Beyer, luego de conocer la decisión de la Cámara de Diputados que este jueves definió, por 58 votos contra 56, aprobar la acusación constitucional en su contra.

Luego de una tensa jornada en la Cámara Baja, se instaló la incertidumbre respecto a lo que sucederá ahora en el Senado, que actuará como jurado del proceso y definirá finalmente si Beyer es o no destituido del Mineduc. Así las cosas, ayer el primer disparo los hicieron los parlamentarios de la Alianza al exigir que en la votación que se viene en el Senado, se inhabiliten los DC Soledad Alverar y Andrés Zaldivar, además del radical José Antonio Gómez, por sus vínculos con universidades.

“Vamos a emplazar, como bancada, a varios senadores, entre ellos a José Antonio Gómez, para que se inhabilite, por haber sido parte de la directiva de la Universidad del Mar. Le pediremos a Soledad Alvear que se inhabilite, porque Gutenberg Martínez es dueño de la Universidad Cervantes. Le pediremos a Andrés Zaldivar, que se inhabilite. Aquí hay varios senadores que tienen conflictos de interés, y que no pueden seguir siendo juez y parte”, declaró el Jefe de Bancada UDI, Gustavo Hasbún sólo algunos minutos después que la Cámara suspendiera al titular de Educación de su cargo.

El presidente de la tienda, Patricio Melero, secundó a Hasbún y señaló “el senado va a tener que pasar a ser juez. ¿Podrán ser jueces, ecuánimes e independientes, los que han dirigido instituciones donde hubo lucro?, ¿podrán ser jueces independientes, los que avalaron un sistema de educación qué jamás fue fiscalizado?, ¿podrán hoy día borrar con el codo lo que en el pasado escribieron con sus propias manos?, ¿o vamos a ver otra expresión de incoherencia también en el Senado?”.

Balazo en los pies

La jugada se fue cayendo con el paso de las horas, a medida que los dirigentes oficialistas escaneaban la situación en su propio sector. De hecho, en el programa Hora 20, de La Red, el presidente de RN, Carlos Larraín, le quitó el piso a sus pares de la UDI, cuando declaró “yo no estoy en absoluto de acuerdo con lo que ellos plantearon”. Lo cierto es que la situación incómoda especialmente a Carlos Larraín, casado con María Victoria Hurtado Vicuña, quien es una de las dueñas de la Universidad Santo Tomás, institución acusada de lucrar mediante el préstamo de más de 13 mil millones de pesos a sociedades relacionadas, dinero que no estaba sujeto ni al cobro de intereses ni a reajustes.

Carlos Larraín suele ofenderse cuando se plantea el tema de los “conflictos de interés”, de hecho, renunció con estridencia a la presidencia de su partido, cuando en el gobierno tambaleaba el entonces ministro de Justicia, Teodoro Ribera, propietario del Instituto Incacea, cuestionado por acreditarse de forma irregular.

Otro nombre involucrado con la Santo Tomás es el de Hernán Larraín, senador UDI que formó parte de la Junta directiva de la Santo Tomas entre el 2003 y el 2010. Además, el gremialista participó del Consejo Académico de la Universidad de Las Américas, de propiedad de Laureate, que es una de las instituciones acusadas de lucrar por la Comisión Investigadora de la Cámara, y que además está siendo pesquisada por la justicia, por la posible relación existente entre sus directivos y Eugenio Díaz, ex presidente ejecutivo de la CNA, acusado de lavado de dinero y cohecho.

Además, Hernán Larraín asesoró a la Universidad Andrés Bello, también acusada de lucrar por los diputados opositores.

Claro que en el Senado la participación “incómoda” de parlamentarios en instituciones privadas no es una exclusividad de la Alianza. Uno de los cuestionados por la UDI, el senador y pre candidato presidencial de los radicales, José Antonio Gómez, formó parte hasta el 2007 de la Junta Directiva de la Universidad del Mar, además de participar en la Consultora G&R, dedicada a la asesoría de planteles de educación superior e institutos profesionales.

El segundo nombre objetado desde el oficialismo, la DC Soledad Alvear, es esposa de Gutenberg Martínez, dueño de la Universidad Miguel de Cervantes, donde participó el también DC Ángel Maulén, quien estuvo en prisión luego del escándalo que afectó a la Universidad Pedro de Valdivia, de la cual era rector.

En la UDI también lanzaron el nombre de Andrés Zaldívar como uno de los que estaría involucrado con universidades cuestionadas, pero lo cierto es que no se conoce información al respecto, y sólo se sabe que presidió la Junta Directiva de la Universidad de Santiago entre el 2006 y el 2010.

En todo caso, el reglamento del Congreso es claro y señala que no se puede obligar a ningún senador a inhabilitarse en alguna votación.

Difícil escenario para el gobierno

Si en la Cámara el panorama para el gobierno fue oscuro, con una derrota de Beyer a pesar de contar con una mayoría relativa de diputados, en el Senado la situación se avizora muchísimo peor, ya que la Concertación por si sola junta 20 votos, frente a los 18 que tiene el oficialismo. Si la oposición logra volver a alinear sus cartas, la destitución del Ministro es un hecho. Además, la discusión de los senadores coincidirá con la marcha que el movimiento educacional prepara para la próxima semana.

Durante la tarde de ayer circuló fuertemente el rumor que Beyer renunciaría al cargo para evitar una humillación en el Senado, sin embargo desde La Moneda eso se descartó, argumentando que para el gobierno sería mucho peor si “el ministro arrancaba”.

El próximo martes comenzará el tramite del libelo en la Cámara Alta, que se transformará en un juzgado y deberá evaluar la decisión de los diputados, si la respaldan, Beyer será destituido y no podrá ejercer cargos públicos durante los siguientes cinco años.

Los diputados Fuad Chahín (DC), Marco Antonio Nuñez (PPD) y Manuel Monsalve (PS) serán los encargados de defender la acusación en el Senado.

Revisa todos los vínculos que tienen los senadores con instituciones de educación superior.

- Carlos Larraín (RN): Casado con María Victoria Hurtado Vicuña, multimillonaria, parte del Grupo Hurtado Vicuña, controladores de la Universidad Santo Tomás y accionistas en Inmobiliaria El Almendral.

- Hernan Larraín (UDI): Miembro de la Junta Directiva de la Universidad Santo Tomás entre el 2003 y 2010. Fue parte del Consejo Académico de la Universidad de Las Américas y asesoró a las Universidades Andrés Bello, Santo Tomás y al Duoc, a través de su Consultora Ases LTDA, especialista en temáticas educacionales. Profesor de la Facultad de Derecho en la UC.

- José Antonio Gómez (PRSD): Miembro de la Junta directiva de la Universidad del Mar hasta el 2007. Es propietario de G&R Consultoría y Servicios Jurídicos Ltda. dedicada al asesoramiento legal y asistencia técnica y profesional en materias de educación y la prestación de servicios de capacitación y mantención de institutos educacionales.

- Soledad Alvear (DC): Esposa de Gutenberg Martínez, dueño de la Universidad Miguel de Cervantes.

- Andrés Zaldivar (DC): Presidió la Junta directiva de la USACH entre 2006 y 2010.

- José García Ruminot (RN): Profesor de la Universidad de La Frontera.

- Alejandro Navarro (MAS): Profesor de la Universidad del Bio Bio.

Comenta esta noticia

Copyright 2014 El Dínamo. Todos los derechos reservados.