Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Corte ordena a operadora de Fukushima que indemnice a evacuado por accidente nuclear

La sentencia obliga de momento a TEPCO a pagarle 400.000 yenes (más de US$3.000) mensuales a lo largo de un año a un hombre, de sobre 40 años, que demandó a la firma por el transtorno mentales que le provocó el accidente nuclear.


Ambiente

26 de mayo, 2014

Autor:

/noticias.lainformacion.com /noticias.lainformacion.com

Un tribunal de Kioto ordenó a la propietaria de la central nuclear de Fukushima indemnizar de manera provisional a un hombre que se vio forzado a abandonar su domicilio por culpa del accidente nuclear en la planta en 2011.

Se trata de la primera vez que la justicia ordena a Tokyo Electric Power (TEPCO) pagar una compensación provisional por daños a un evacuado que residía en la zona cercana a la central nuclear, informó hoy la agencia Kyodo.

El hombre, de alrededor de 40 años de edad, abandonó Fukushima y se trasladó a Kioto con su familia. Fue allí donde presentó en mayo de 2013 una demanda por la que le reclama a TEPCO 130.000 millones de yenes (casi mil millones de dólares) en compensación por el trastorno mental que, según él, le provocó el accidente en la planta y que le ha impedido trabajar desde entonces.

El pasado diciembre, el hombre solicitó un pago provisional de esta compensación ante las dificultades económicas que empezó a padecer su familia.

El tribunal consideró válido este argumento y falló a favor del pago provisional la pasada semana.

Esta sentencia obliga de momento a TEPCO a pagarle 400.000 yenes (más de US$3.000) mensuales a lo largo de un año.

Uno de los abogados del demandante explicó a Kyodo que la sentencia sienta un precedente para todos aquellos que no hayan demandado a TEPCO por lo largos y costosos que resultan los procesos judiciales.

Debido a esto, muchos de los afectados por la crisis nuclear han optado en Japón por acordar compensaciones monetarias con la compañía eléctrica fuera de las cortes.

El terremoto y el tsunami del 11 de marzo de 2011 provocaron en la central nuclear de Fukushima Daiichi el peor accidente atómico desde el de Chernóbil (Ucrania) en 1986 y sus emisiones radiactivas resultantes mantienen evacuadas aún a unas 50.000 personas que vivían junto a la planta. 

Comenta esta noticia