Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Dan luz verde a centro de turismo sostenible en el Cabo de Hornos

En una votación unánime, el Consejo Regional de Magallanes aprobó la suma de $230 millones para la etapa de diseño del nuevo Centro Subantártico Cabo de Hornos, proyecto presentado por la Universidad de Magallanes y el Instituto Científico Milenio de Ecología y Biodiversidad.


Ambiente

4 de junio, 2014

Autor:

/prensaantartica.wordpress.com /prensaantartica.wordpress.com

Las autoridades de la región de Magallanes, acordaron en la noche de este martes financiar un novedoso proyectos que apunta a la creación de un Centro Subantártico Cabo de Hornos en el archipiélago de Tierra del Fuego, lo que permitirá que la zona situada entre los océanos Pacífico y Atlántico, se convierta en un núcleo mundial del turismo sostenible.

“Este apoyo estatal permitirá consolidar la imagen de isla Navarino y su Parque Etnobotánico Omora, como ícono mundial del turismo sustentable, tal como lo son las islas Galápagos de Ecuador y la Selva de Costa Rica”, señaló el profesor e investigador de la Universidad de Magallanes, Ricardo Rozzi quien lideró las gestiones para contar con esta construcción.

Rozzi recordó que la idea empezó a gestarse en 2001, cuando se creó el Programa de Conservación Biocultural Subantártica que hoy dirige.

“Con esto damos inicio a este Centro Subantártico Cabo de Hornos que tiene tres componentes muy importantes: uno, instalar el campus universitario más austral del planeta -la Universidad de Magallanes ha tomado un compromiso renovado con las zonas extremas y esto es la comuna Cabo de Hornos- y el segundo, es un centro de ciencia y turismo. Es una ciencia de punta, porque el Cabo de Hornos no tiene réplica en el planeta. Es distinto que Alaska en el Hemisferio Norte, y es distinto que Nueva Zelanda en el Hemisferio Sur y nos pone en la puerta de entrada a la Antártica”, agregó el experto a Prensa Austral.

“Contar con un recinto que permita desarrollar ciencia socioecológica, educación científicamente ética y conservación a través del ecoturismo, en la Reserva Mundial de Biosfera Cabo de Hornos, es un sueño que reúne no sólo los esfuerzos de las tres instituciones mencionadas, sino también las ganas de otras más a lo largo del mundo”, subrayó.

El científico explicó que en una votación unánime doce consejeros regionales (cores) de Magallanes (dos no estaban presentes) se pronunciaron a favor de financiar el diseño arquitectónico del centro con un presupuesto de casi 240 millones de pesos, proyecto que al final de su construcción supondrá un costo de poco más de dos mil millones de pesos , lo que equivale a 3,6 millones de dólares.

Ricardo Rozzi, detalló que tanto él como los representantes de las universidades de Magallanes y de North Texas, y del Instituto Milenio de Ecología y Biodiversidad de Chile, los grandes impulsores de la iniciativa, “salieron felices” de la cita

Nueva alternativa para una reserva de la Biosfera

El proyecto aspira ser un centro internacional dedicado a la formación de capital humano especializado en singularidades ecológicas y turismo sostenible, a la recepción de visitantes y comunidad local en la reserva de biosfera más austral del mundo, y a la investigación subantártica de excelencia mundial.

Esto incluye aumentar a corto plazo las capacitaciones técnicas en la región de Magallanes, e incorporar, paulatinamente, carreras de turismo de intereses especiales fundadas en el conocimiento científico.

El consejero de la provincia Antártica, Rodolfo Moncada, destacó el aporte que tendrá la construcción para la localidad, al tiempo que llamó a la Universidad de Magallanes a vincularse más con la comunidad local. “Estamos contentos por la aprobación del centro, necesitamos algo así, no tenemos una construcción donde se puedan realizar este tipo de actividades. Pero no hay que olvidarse de lo otro, el llamado que hicimos a la Universidad de Magallanes. Yo fui súper claro: necesitamos que haya un mejor vínculo de Omora de la Universidad, con la comunidad. Que la comunidad se sienta orgullosa de tener a Omora dentro de sus vecinos y que no sientan que no están siendo parte o que no la vean como una institución lejana”.

En los próximos meses, la Dirección de Arquitectura de la secretaría regional ministerial de Obras Públicas debe llamar a licitación, para contar con el diseño en 2014 y comenzar a construir en 2015

Comenta esta noticia