Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

Opinión

¿Cómo volver al trabajo luego de las vacaciones?

¿Cómo volver al trabajo luego de las vacaciones? ¿Cómo volver al trabajo luego de las vacaciones?

Volver a la rutina laboral es una invitación a utilizar el tiempo de descanso para retomar nuestras responsabilidades con una energía renovada que nos acompañe para dar cumplimiento a los desafíos que nos ayudarán a ser mejores personas y profesionales, por lo que constituyen una verdadera oportunidad para cada uno de nosotros.

Por


Psicólogo organizacional, coach internacional y consultor. Se ha desempeñado profesionalmente en las áreas de minería, servicios, consultoría y gobierno, en diferentes posiciones relacionadas al coaching ejecutivo, los recursos humanos, el desarrollo organizacional, las comunicaciones y las estrategias.

Ya se acaban los días de descanso y la rutina del año se asoma a nuestras puertas y ventanas. Los niños vuelven al colegio, nosotros a nuestros puestos laborales, las cuentas de marzo se dejan caer sobre la mesa, y así como cada año, nos enfrentamos a la sobrecargada y muchas veces estresante situación de tener que dejar atrás las vacaciones para volver al trabajo de la mejor manera posible, pero ¿cómo hacerlo?

Aunque cada año nos suela ocurrir lo mismo, volver al trabajo acaba siendo un verdadero esfuerzo de voluntad y de mentalizarnos para hacer este cambio de esquema de la manera más adaptativa y menos estresante posible, ya que el no hacerlo de buena manera puede generar en muchas personas ciertos cuadros de estrés, ansiedad, problemas de insomnio, entre otros, lo que también es conocido como el “síndrome del domingo”, que es esta sensación de estar preocupados por el trabajo que está por comenzar, incluso cuando aún nos encontramos disfrutando nuestros últimos días de merecido descanso.

Para poder tener el mejor regreso al trabajo posible es necesario que podamos tener presente algunas recomendaciones y llevarlas a la práctica en estos días en que la rutina vuelve a tomarse los días y las calles de nuestras ciudades.

En primer lugar planificar el regreso a nuestro quehacer laboral es algo fundamental que muy pocas personas acostumbran realmente a realizar. Esto significa que es importante evitar llegar de las vacaciones y volver de inmediato al trabajo, ya que las personas necesitamos un tiempo de adaptación para las nuevas labores, horarios de funcionamiento y la responsabilidad que nos da realizar nuestro trabajo de buena manera y cumplir con las metas que nos dan o que nosotros mismos nos fijamos.

Tratar de llegar algunos días antes para comenzar a habituar la rutina de forma paulatina, así como también planificar las actividades y tareas que abordaremos los primeros días de regreso al trabajo, nos ayudará a bajar nuestra ansiedad y estrés, y tomar nuestro “aterrizaje” laboral de una manera más suave y más efectiva.

Otra consideración importante al momento de dar por finalizada la época estival, se relaciona con el establecimiento de metas claras, que sean medibles, realistas y desafiantes para hacer frente en los meses que se vienen. Es muy aconsejable que dichas metas se ajusten a tiempos cortos, de manera de poner plantear objetivos semanales o mensuales que guíen nuestro trabajo diario, y que nos permitan poner un verdadero foco en aquellas cosas realmente importantes de hacer, pudiendo así mejorar nuestra gestión del tiempo y la priorización de tareas, dimensiones que en la mayoría de las empresas no están claras y son las causales de bajos resultados en un enorme número de equipos de trabajo.

Finalmente, es importante entender que si nuestro trabajo representa un sacrificio o el realizarlo nos da altas cargas de estrés, debemos revisar si aquello que hacemos es realmente lo que deseamos y nos gusta hacer con nuestras capacidades personales y vocacionales. Las actividades que no nos gustan nos generan un mayor cansancio, insatisfacción y estrés laboral, por lo que también debemos considerar este 2016 como una instancia para revisar si estamos verdaderamente haciendo lo que nos apasiona o tal vez es el momento de tomar un nuevo rumbo en nuestro desarrollo laboral y comenzar a re-encantarnos con el trabajo que haremos.

Volver a la rutina laboral es una invitación a utilizar el tiempo de descanso para retomar nuestras responsabilidades con una energía renovada que nos acompañe para dar cumplimiento a los desafíos que nos ayudarán a ser mejores personas y profesionales, por lo que constituyen una verdadera oportunidad para cada uno de nosotros.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM
Ahora en Portada

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día