Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

Negocios

El ADN emprendedor

El ADN emprendedor El ADN emprendedor

"Los países han comprendido que son quienes se atreven a hacer realidad sus ideas, quienes generan valor a las naciones por medio de la innovación y la creación de nuevos negocios que generan empleo y atraen capitales".

Por


Psicólogo organizacional, coach internacional y consultor. Se ha desempeñado profesionalmente en las áreas de minería, servicios, consultoría y gobierno, en diferentes posiciones relacionadas al coaching ejecutivo, los recursos humanos, el desarrollo organizacional, las comunicaciones y las estrategias.

Hace algunos años decir que uno era “independiente” era casi lo mismo que definirse como cesante, en una sociedad que por largas décadas ha planteado como carrera laboral exitosa la permanencia al interior de una empresa que nos permita recibir mes a mes un monto de dinero conocido, con el cual pagar las cuentas conocidas y tener una vida predecible y sin cambio de planes ni aventuras.

La estabilidad laboral como sinónimo de una “vida segura” se ha impuesto por largo tiempo en la mente y la cultura de generaciones.

Sin embargo, el emprendimiento ha tomado los últimos años una posición mejor vista y con mayor deseabilidad. Los países han comprendido que son quienes se atreven a hacer realidad sus ideas, quienes generan valor a las naciones por medio de la innovación y la creación de nuevos negocios que generan empleo y atraen capitales.

Por otra parte, la idea de tener un trabajo realmente a la medida resulta altamente atractiva a una nueva generación que no ve como una posibilidad de vida el trabajar en una empresa hasta jubilar y vivir “en la medida de lo posible”, con el sueldo que reciben cada mes. Las personas aspiran a más y muchas están dispuestas a correr los riesgos para alcanzar sus anhelos.

Han surgido incubadoras de negocios, programas para formar emprendedores, aportes fiscales que promueven su creación y evolución; una serie de herramientas que buscan propiciar que cada día más personas emprendan, pero surge la pregunta, ¿qué se necesita para emprender?

Actualmente me encuentro dictando un seminario en cinco regiones del país que busca transmitir a los participantes las herramientas que los estudiosos han mostrado que son necesarios para poder emprender. Pero hay algo que hace la diferencia siempre, y son las características personales del emprendedor. Su capacidad de liderar, convencer, llevar adelante algo que no existe hasta hacerlo una realidad que no sea refutable.

El ADN del emprendedor es aquel que lleva una idea como una verdadera pasión de vida, algo que no sería posible hacer otra cosa porque pareciera ser que esa persona ha venido al mundo para realizar esa labor y ninguna otra. Emprender es llevar un anhelo personal hasta que se convierta en un deseo de muchas personas. Finalmente, un sueño no se transa, porque los sueños se aman y cuando uno siente eso en el interior entonces dar lo mejor de sí mismo es la consecuencia lógica.

Emprender es creer que algo que no existe, y quizás nadie más ha logrado, que sí es posible de ser concretado. Y por ello el ADN del emprendedor es mucho más que aquella persona que no quiere tener un jefe o busca un objetivo meramente monetario. Emprendedor es aquel que no cree en las estadísticas porque sabe que luego de muchos “no es posible” se encuentra la respuesta que busca.

El emprendimiento es finalmente una actitud de vida, de aquellos que saben dónde quieren llegar y están dispuestos a no rendirse y probar nuevos caminos que les permitan ver crecer aquello que nunca antes había florecido. Y tú ¿qué emprederás?

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día