Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

Opinión

El auge de las empresas de outsourcing y servicios transitorios

El auge de las empresas de outsourcing y servicios transitorios El auge de las empresas de outsourcing y servicios transitorios

Claro está que el auge de las empresas de outsourcing y servicios transitorios no es una tendencia local ni regional, sino que es global y cada vez más organizaciones optan por tercerizar parte de sus procesos. Cada una de ellas tiene sus fundamentos, como costos, llevar know how a la organización, contratar a los expertos en el tema, entre otras tantas opciones.

Por


Socio Fundador de TuPrimeraPega.cl, Licenciado en RR.HH, Universidad Argentina de la Empresa (UADE), Presidente de la Organización No Gubernamental de Desarrollo para la Inclusión e Igualdad en el Empleo Juvenil, ex jefe de RR.HH en Unilever.

En este sentido, tanto en Chile como en el resto de los países del mundo, cada vez más las organizaciones se focalizan 100% en su core de negocio, optando por tercerizar parte de los procesos secundarios. A raíz de este crecimiento, a partir de 2006 se formalizó la Ley 20.123 que regula las formas de tercerización.

Según el último informe elaborado por el HFS Research, sólo el mercado de la externalización de servicios moviliza US$952 billones a nivel mundial, mientras que la industria del outsourcing de procesos y trabajo temporal en Chile ha crecido sistemáticamente a tasas de dos dígitos (10%-15%), alcanzando un tamaño de mercado de más de 500 MM USD en el año 2013. Del mismo modo, una investigación de mercado de PMG en 2014 reveló que el 72% de las empresas que subcontratan, lo hacen en servicios generales, casi el 50% subcontratan procesos centrales y tan sólo el 16% servicios administrativos.

En estos casos, cuando una compañía terceriza procesos de sus operaciones es fundamental que se considera lo siguiente:

– Transferencia de gran parte del riesgo: Lo que sucede en muchos casos cuando la empresa opta por contratar personal a través de alguna compañía de outsourcing, lo que está haciendo es pagar más caro de lo que le costaría si la contrata directamente a esa persona, ya que deberá pagar por los servicios de la empresa. Sin embargo, aquí tenemos dos puntos clave, ya que esta incorporación no cuenta como headcount para la organización y se transfiere en gran parte el riesgo sobre un eventual reclamo legal (aunque la empresa que contrata mantiene riesgos).

-Expertise: Al contratar una empresa que es experta en cierto tema o proceso, por ejemplo un estudio legal, logramos contratar a esos expertos que están constantemente actualizándose con lo que está sucediendo en el mercado y lógicamente se especializan en el tema, por lo cual le dedican todo el día a los temas legales. Es aquí donde focalizamos en contratar a los expertos del tema.

-Ahorro de costos: En muchos casos tercerizar un proceso nos genera un ahorro de dinero, ya que es más eficiente contratar alguien que está haciendo el trabajo y se dedica exclusivamente a eso, antes que nosotros armar internamente toda la estructura y lo que conlleva a esto (incluyendo posibles inversiones).

Sin duda, las ventajas que la tercerización de procesos nos demuestra para las empresas son varias: no sólo permite centrarse en el negocio, mejorando la calidad, resultados y productividad, sino que también aporta flexibilidad, transforma costos fijos en variables y ayuda a emprender nuevas iniciativas o proyectos. Además, cómo mencioné, en el caso de contratación de personal, estos no están declarados como headcount dentro la organización, tema bastante crítico hoy en día para todas las empresas.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM
Ahora en Portada

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día