Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

Estadio

Los otros deportes

Los otros deportes Los otros deportes

La gente SI quiere ver otros deportes también, lo demostró el marco de público en los ODESUR. Si este argumento no convence a la televisión y los patrocinadores, puedo decir que los atletas también reúnen condiciones de atractivo, carisma y simpatía con las audiencias.

Por


Sociólogo Deportivo, ha trabajado en IND e INAF. Autor de "La Pelota se Tiñe de rosa". @andparralopez

El otro día en una conversación por Twitter con @Deporterochile, me preguntaba el por qué de esta fijación absoluta de los medios con el fútbol, que ocupa todos los espacios y minutos, pese a tener menos logros que otros deportes.

Mi intención no es excusar esta fijación hegemónica y dominante, sino más bien describir o constatar lo que creo serían las causales de esto, del por qué otros deportes no generan el mismo ruido, atracción o apoyo.

Nuestra selección de fútbol jamás ha ganado nada. Ni Copa América, ni JJOO, en categoría adulta, juvenil o femenina; nada. Sin embargo seguimos soñando en ser campeones mundiales, y volcando toda nuestra atención, tiempo y bolsillos a la Roja. Mientras tanto, el tenis nos ha dado las más grandes alegrías, y hace poco lo realizado por Cristian Valenzuela y la “Crespa” Rodríguez daba como para llenar de celebraciones Plaza Italia. O para traducirlo en términos futbolísticos, Tomás González lleva varios años disputando codo a codo finales con Brasil; sí, el monstruo del deporte sudamericano.

Siendo claros, la sección de deportes en los noticieros, no es más que una oda a dos equipos de fútbol, modificándose cuando juega la selección. Nada más que eso. Por esto y otras razones, es difícil reconocer otros atletas y disciplinas. Sin embargo, creo que en eso los pasados ODESUR colaboraron a reconocer a otros esforzados deportistas, quienes la tienen cuesta arriba respecto al apoyo y difusión, o en otros casos, por federaciones que prefieren enviar a parientes en las delegaciones. 

Pero si hay algo claro, es que los deportes colectivos son los que generan mayor popularidad, como el Fútbol, Rugby, Baloncesto, Hockey, Béisbol y Voleibol. Esto, pues los grupos humanos se sienten atraídos por el esfuerzo, talento y victoria de otros grupos humanos, siendo parte de nuestra condición humana. Una hipótesis quizás trasladable a la música, en donde las bandas son las que reúnen mayor público.

La duración de algunos deportes también es un factor que afecta al espectáculo. Esto, pues se hace difícil competir con los 90 minutos de Fútbol o las 3 horas promedio de Tenis, por eso el Atletismo siempre debe estar unido en sus diferentes versiones, bien organizado para generar un gran espectáculo.

El fútbol presenta la ventaja de ser un deporte desclasado, o sea que bajó rápidamente de las élites a las clases populares,  lo que significó dos cosas: la rápida incorporación de códigos, reglas y tácticas, las que por cierto son fáciles de aprender, y en segundo lugar, su económica implementación a partir de una pelota y alguna forma de marcar dos arcos, con palos y piedras inclusive.

La gente SI quiere ver otros deportes también, lo demostró el marco de público en los ODESUR. Si este argumento no convence a la televisión y los patrocinadores, puedo decir que los atletas también reúnen condiciones de atractivo, carisma y simpatía con las audiencias, los Bolt, Djokovic, Isinbayeva o Sharapova son un buen espectáculo en sí mismos. Así como nuestros Tomás González o Isidora Jiménez por ejemplo, destacan entre el público.

Respecto a nuestra idiosincrasia, debo decir que celebramos las derrotas; históricamente valoramos el combate naval del 21 de Mayo pese a que nos hundieron el barco, pero se repasa una y otra vez el valor, la hidalguía y el coraje, lo que parece que se traslada también al fútbol, valorando el buen juego del equipo pese a que el balón tocó nuestras mallas en más ocasiones.

Difícilmente se puede querer lo desconocido, por esto hago un llamado a los colegios, MINDEP y MINEDUC, para que juntos permitan que nuestros niños decidan qué deporte les gusta, a hacer más democrática esta elección, enseñando las distintas disciplinas en las clases de educación física, que conozcan sus reglas y que los incentiven a aprender de deportes, que los lleven a conocer estadios, pistas, piscinas, etc. 

Por otra parte, se requieren gestos de los futbolistas también hacia otros deportes. Apoyar y acompañar, tal como se hace en otras partes del mundo, como por ejemplo en Barcelona en donde el apoyo del fútbol, balonmano y baloncesto es mutuo entre atletas.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día