Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

País

Más allá del #parodocente o como hemos abandonado a los niños

Más allá del #parodocente o como hemos abandonado a los niños Más allá del #parodocente o como hemos abandonado a los niños

Acá el tema no debe estar sí la agenda corta cumple parcialmente o totalmente las demandas (que en su mayoría son justas). El fondo es como la “agenda corta” permite crear las condiciones y el ambiente para lo que en verdad debe importar: La agenda larga, es decir, la política nacional docente y en especial la carrera docente.

Por


Cientista político UC y magíster en Ciencia Política de la Universidad Católica. Diplomado en Gestión Local en USACH. Fundador de revista digital Ciudad Liberal. cl

La conflictividad del mundo docente es un tema que ha escalado tanto en las calles como en los medios. Pasa las horas, los días y la agresividad del paro docente avanza sin transar.

Si bien los objetivos de quienes marchan son loables es necesario profundizarlos, no porque no sean justos o porque MINEDUC no lo hayan respondido, sino porque reflejan el fondo de todo esto: Un abandono por parte de la sociedad no solo hacia los profesores, sino también hacia los niños y niñas que van a los colegios. Eso es en el fondo.

Por cada buen profesor que abandona la pedagogía al 4 año debido a las horribles condiciones laborales,  son 6000 niños que dejan de tener un profesor con talento y vocación. Por cada buen profesor que no tiene tiempo para planificar dada la estructura legal de horas no lectivas, son los niños y niñas que no reciben una buena educación.

Acá el tema no debe estar sí la agenda corta cumple parcialmente o totalmente las demandas (que en su mayoría son justas). El fondo es como la “agenda corta” permite crear las condiciones y el ambiente para lo que en verdad debe importar: La agenda larga, es decir, la política nacional docente y en especial la carrera docente.

¿Sirve marchar y dividir al magisterio por la agenda corta si esto va a dificultar el intercambio de propuestas en la agenda larga?

Nuevamente, el foco debe estar en como logramos que los niños aprendan y como las condiciones laborales y de ejercicio las transformamos en condiciones de aprendizajes.

Es por eso que el llamado debe ser a que este paro docente se un momento en que discutamos cuales son las condiciones generales que se necesitan. Es hora que los periodistas, profesores y diferentes actores dejemos hablar del conflicto en sí mismo y nos preguntemos ¿Qué condiciones necesitan nuestros educadores y educadoras para que nuestros niños puedan aprender?

Si no nos preguntamos esto ahora, nunca tendremos de nuevo el tiempo para darnos esa respuesta. La respuesta que permita el fin de cada educación: Que nuestros hijos aprendan, que nuestra sociedad sea más justa, libre e integral.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día