Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

Opinión

Un abismo Monumental

Un abismo Monumental Un abismo Monumental

Guede es un técnico trabajador, su análisis de estas cinco fechas es evidente, el mismo que todos vimos semana a semana, el poco esquema observado en estos partidos con Deportes Iquique desapareció, por eso se esperan cambios radicales tanto en lo táctico como en la nómina de jugadores, que vengan de la mano de resultados.

Por


Periodista, músico, documentalista, docente y community manager, realizador de la saga "Ejemplo de Valor", representante de Colo-Colo en el programa Show de Goles.

Un arranque para el olvido, tres derrotas, un triunfo y un empate, cifras exactas al Colo-Colo de Claudio Borghi en 2006, pero a pesar de esta anécdota estadística, en la cancha ante Deportes Iquique todo fue preocupación, incluso a ratos Colo-Colo parecía un equipo de liga amateur, un retroceso en todas sus líneas que deja mucha preocupación.

Se habló mucho de este quinto partido de la era Guede, ello, porque se cumplía el plazo puesto por el DT para hacer un balance del equipo y su desempeño. Todos pensábamos que veríamos en el Estadio Monumental un Colo-Colo más sacrificado que nunca, se jugaba mucho en este partido, los jugadores la posibilidad de ser titulares, en lo netamente futbolístico la posibilidad de seguir en carrera estando cerca del líder y en lo anímico encontrarse con el triunfo en casa, pero nada de ello se logró.

En el primer tiempo vimos un buen arranque del Cacique, pero todo esto se desvaneció al minuto 12 tras el gol de la visita, los fantasmas volvieron y todo se tornó más complejo. Los errores defensivos continuaban, tan así, que sin hacer mucho Deportes Iquique logró el 0-2, la lápida para un amargo primer tiempo.

Luego de ello, se esperaba una reacción, la cual no llegó, los ingresos de Jaime Valdés, Gabriel Suazo e Iván Morales poco aportaron para arreglar el panorama, el equipo perdió el rumbo y si al comienzo solo esperábamos que se mejorara el finiquito, hoy esperamos que se mejore la defensa, el mediocampo y la delantera. El Popular está en un abismo y a ratos parecía equipo amateur, que actuaba por instinto y no por planificación ni menos trabajo.

Lo que ocurrió después de finalizado el partido con el canterano Suazo, quién salió llorando del campo de juego, nos da luces de la impotencia que deben sentir algunos jugadores al ver cómo los resultados no se dan, y lo peor, ante rivales accesibles y de local. Luego en camarines, la actitud de Guede al prohibir el fin de semana de descanso a los jugadores, y 10 minutos después anunciar que si daba libre a los jugadores, nos brinda otro ingrediente de desconcierto, claramente las cosas están muy confusas en el Monumental.

Ahora viene fecha FIFA, un bálsamo para Colo-Colo, ello, por el tiempo extra de trabajo que el equipo tendrá, días vitales para el futuro, ya que en el horizonte se vienen tres partidos decisivos, primero Antofagasta de visita, Wanderers de local y Universidad de Chile de local. La mano se viene pesada, pero también se puede ver como tres partidos para levantar cabeza y salir de este mal momento con broche de oro.

Guede es un técnico trabajador, su análisis de estas cinco fechas es evidente, el mismo que todos vimos semana a semana, el poco esquema observado en estos partidos con Deportes Iquique desapareció, por eso se esperan cambios radicales tanto en lo táctico como en la nómina de jugadores, que vengan de la mano de resultados, y se necesitan de forma urgente, no solo para seguir en carrera por el título, más bien, por devolverle la alegría y el alma al cuerpo a la inmensa hinchada alba del país que responde semana a semana con creces apoyando al popular.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM
Ahora en Portada

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día