Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar

POP

Por un bicentenario sin héroes

Por 30 de Noviembre de 2010

En 1910 se inauguró el Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA) para celebrar el primer centenario de la Independencia de Chile. Hoy, 100 años más tarde, el edificio acoge una muestra de artistas visuales que dejaron los nacionalismos oficiales en otra parte y dieron su propia postura de la emancipación de América del Sur. Se llama “Menos tiempo que lugar: el arte de la Independencia”, y está abierta al público desde el 25 de noviembre hasta el 20 de febrero de 2011.

 

 

En palabras de Milan lvelic, director del MNBA, esta exposición invita al público a realizar una “exhumación de la independencia”.

 

 

La muestra tiene la curatoría del destacado crítico alemán Alfons Hug, en colaboración con la chilena Paz Guevara. Ambos contaron con el apoyo del Goethe-Institut, que coordinó esta exposición itinerante en la que participan 17 artistas de Latinoamérica y Alemania y que ya estuvo en Bolivia, Ecuador, Argentina, Brasil, Uruguay, Perú y  Colombia, para concluir en Europa.

 

 

“Son obras nuevas que se estrenan con esa perspectiva de una reflexión más compleja, a veces crítica, irónica sobre estos 200 años de independencia”, explica Guevara.

 

Como destacado de esta muestra está en el Hall Central del MNBA la instalación del chileno Sebastián Preece, quien presenta su “Refugio Precordillera de Santiago”. Se trata de la deconstrucción de la casa del ermitaño, ubicada El Arrayán, que se expande frente a las esculturas que predominan en el salón.

 

“Aquí, la cabaña que estaba en la pre-cordillera se toma, se saca completamente y se abre. Quizás se puede ver al personaje, cómo estaba replegado, viviendo en el interior los últimos minutos de su vida”, explica Preece.

 

El título viene de un poema de Mario Benedetti: “Hay menos tiempo que lugar / no obstante hay lugares que duran un minuto y para cierto tiempo no ha lugar”. 

 

En este contexto, destaca la obra del uruguayo Martín Sastre, con su video Episode I: Tango with Obama. Una de las más llamativas performances, en la que el propio artista se entrega al baile con un doble del Presidente estadounidense frente al Museo Reina Sofía en Madrid. La analogía es clara: si bien América del Sur ya no está bajo la tutela de España, ahora otro poderoso guía sus pasos.

 

La invitación, entonces, está hecha: a desprenderse de la pomposidad de los 200 años de historia de los libros, y a reflexionar en torno a trabajos donde la celebración se enfoca en la autenticidad de la pena, la rabia y el colorido de cada rincón de esta América que se niega a tener héroes estáticos. Y que prefiere luchadores sin descanso.

Tags

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM
Ahora en Portada

Comenta este post

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día