Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Monica Lewinsky saca la voz: fui la primera víctima de una humillación global

Tras 10 años de silencio, la ex becaria que mantuvo un affaire con el ex Presidente Bill Clinton, dijo en una columna que hubo abuso de poder luego de que salió a la luz la relación. "Es hora de quemar la boina y enterrar el vestido azul" enfatizó.


Mujer

6 de mayo, 2014

Autor:

/vanityfair.com /vanityfair.com

La famosa ex becaria de la Casa Blanca, Monica Lewinsky rompió 10 años de silencio. A través de una columna de su puño y letra escrita para la revista femenina Vanity Fair, la mujer hoy de 40 años, aborda -por vez primera- su affaire con el ex Presidente de EE.UU, Bill Clinton ocurrido a mediados de los 90.

Bajo el decidor título de “Vergüenza  y Sobrevivencia“, el texto que estará disponible íntegramente a partir del 8 de mayo en Internet y el 13 en los kioskos, Monica señaló que finalmente logró salir adelante gracias al caso de Tyler Clementi un joven de 18 años que se suicidó luego de que se diera a conocer en Internet un video de él besando a otro chico. 

“Posiblemente fui la primera persona a la que Internet condujo a la humillación global”sostiene Lewinsky, quien en estos años creó una empresa de carteras y obtuvo un Máster en Psicología social en Escuela de Economía de Londres y trabajó en varias compañías de comunicación con énfasis en campañas de caridad.

Monica fue enfática al indicar que hoy quieres poner punto y final a todos los rumores sobre la relación con el ex presidente, dando su punto de vista sobre el asunto. Luego detalla que hubo un “abuso de poder”, pero éste no se dio durante su relación, sino tras ser descubierta ésta. Esto, a su la expuso ante los medios de comunicación hasta que finalmente pidió perdón a la esposa de Clinton, Hillary, y al resto del país a través de un discurso televisado.

Asimismo, espera que sus palabras y su historia, permitan “ayudar a otros en sus momentos más oscuros de humillación”.

De cara a los rumores que han circulado en los últimos años, Lewinsky,  subraya que no le ofrecieron 12 millones de dólares por escribir un libro que abordara el escándalo, argumentando que nunca se sintió con el derecho a hacer algo así.

“Es hora de quemar la boina y enterrar el vestido azul”, enfatizó Lewinsky.

Luego concluye que “yo misma, lamento profundamente lo que pasó entre mí y el presidente Clinton. Déjenme decirlo otra vez: Yo misma. Profundamente. Arrepentimiento. Lo que pasó”, sentenció. 

Vía: Huffingtonpost.com

Comenta esta noticia