Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Los equipos y agendas con que se preparan los pre candidatos presidenciales

Hasta el momento son cinco los más grandes pre candidatos que los bloques políticos comienzan a sondear para determinar la viabilidad de una carrera presidencial, mientras -al mismo tiempo- se logran acuerdos. Pero mientras la mayoría rechaza en público las intenciones, en privado la maquinaria de los partidos está funcionando a toda marcha.


Nacional

31 de agosto, 2016

Autor:

presidenciables

Este lunes, el Partido Radical comenzó oficialmente su trabajo con miras a una candidatura presidencial. Por primera vez en décadas, uno de los suyos, el senador Alejandro Guillier, encabeza las encuestas de evaluación positiva de personajes políticos, encendiendo los engranajes del radicalismo para encumbrarlo como el candidato de la Nueva Mayoría.

Esto, sin embargo, sólo si logra conciliar los apoyos del resto de las colectividades del bloque. Por esto, el partido inició el trabajo programático y se reunió el lunes en el Hotel Fundador de Santiago con casi 500 profesionales de distintas áreas, tanto militantes como independientes, para comenzar con “mesas de trabajo”. Éstas se dividieron en 20 áreas, para generar una propuesta de contenidos programáticos para el candidato del bloque o, en el mejor de los casos, para el propio Guillier.

Aunque estaba planificado recibir un video motivacional del senador por Antofagasta que iba a ser proyectado ante todos los radicales, optó por asistir personalmente a recibir el apoyo del partido tras los resultados de la encuesta CEP, mismo soporte que recibió en todo país luego de una primera gira de apoyo a candidatos de la Nueva Mayoría durante la semana pasada.

Aprovechando la semana distrital, el parlamentario estuvo en Antofagasta, Calama y Tocopilla, junto a la senadora Isabel Allende, su más segura contendora en una eventual primaria del bloque; después se trasladó al sur del país para completar el despliegue por Valdivia, Los Ángeles -donde se reunió con la Juventud Radical-, Talcahuano y Coronel.

Las giras de Guillier y Allende por todo el país apoyando candidatos no son las únicas. De hecho, los otros tres más grandes pre candidatos presidenciales –Manuel José Ossandón, Ricardo Lagos y Sebastián Piñera- poco han estado en Santiago, presentando las cartas de sus bloques para las Municipales 2016 en distintas comunas.

De los cinco nombres que hoy concitan mayores apoyos, Ossandón es el único que ha confirmado una candidatura, sea ésta a través de primarias en Chile Vamos o como independiente en la primera vuelta de noviembre de 2017. El resto, en público, rechaza la idea y aseguran que sólo después de las Municipales definirán sus intenciones; en privado, en tanto, la mayoría tienen andando la maquinaria pre campaña.

Senado

Guillier hoy es la carta más importante del PR, incluso más que el ministro de Defensa, José Antonio Gómez -ex presidente y senador del partido-, quien fue candidato a las primarias pasadas y que por estos días se mantiene en un trabajo silencioso, casi sin intervenciones públicas ni entrevistas.

Utilizando la reluciente popularidad del senador, el timonel del radicalismo, Ernesto Velasco, ha hecho todos los esfuerzos por posicionarlo al interior del bloque y hoy es una de las figuras más requeridas para las fotos y presentaciones de campañas edilicias, capitalizando ese creciente apoyo ciudadano. En el partido sacan cuentas alegres.

Guillier y el presidente del PR se reúnen seguido, siendo éste y el secretario general del partido, Osvaldo Correa, sus principales apoyos, con los que ha suplido la falta de experiencia de una estructura partidaria y de bloque político. Así, la reunión de este lunes sirvió para oficializar los apoyos, dar una señal pública y orientar la bajada comunicacional con que aspira el parlamentario representar al partido: darle una mirada que apunte a la clase media.

De esta forma, los planes del radicalismo es que las próximas semanas Guillier comience a incorporar en sus discursos alocuciones más generales y menos regionalistas, como las AFP -algo que hizo hace pocos días en el matinal de Mega-, educación y salud.

Más convencido sobre una candidatura, Guillier deslizó el fin de semana sus condiciones para representar al bloque: primarias y un programa concreto.

El petit comité de Allende

La senadora Isabel Allende sólo había comentado sus intenciones a cercanos, aunque era un secreto a voces. Pero cuando Ricardo Lagos se adelantó y afirmó que estaba “pensando” ser candidato, la parlamentaria por Atacama debió sincerar su propósito y confirmarlo en una entrevista en El Mercurio.

Eso desató la carrera presidencial en la Nueva Mayoría, debiendo comenzar a buscar apoyos en distintos sectores y posibilidades para este anhelo. En medio de eso, el Partido Socialista -que ella misma dirige hoy como presidenta- comenzó a realizar mesas de trabajo para definiciones programáticas, que, consensuadas con el resto del bloque, podrían ser la base para un programa de gobierno.

De hecho, días atrás Allende pidió crear un equipo que prepare propuestas en materia constitucional, centralizado el trabajo en el Instituto Igualdad, donde destacan los abogados Paulina Veloso y Fernando Atria. Además, otra comisión que desarrolle una propuesta sobre el sistema de pensiones, equipo que lidera Andras Uthoff, miembro de la comisión Bravo.

La senadora cuenta con una amplia red de asesores, tanto en sus labores de distrito, como presidenta de la comisión de Minería y Energía, además de como autoridad del PS. Pero el núcleo más cercanos de Allende es pequeño y mucho más político. En él participan distintos personajes que se reúnen cada dos semanas en su casa en Guardia Vieja, los domingos en la tarde o cuando la situación lo amerita.

A_UNO_702830

El grupo lo encabeza su amiga Clarisa Hardy, quien lideró el ministerio de Planificación en la primera administración de Michelle Bachelet; también el secretario general del PS, Pablo Veloso, el presidente del directorio de TVN, Ricardo Solari, el ministro Secretario General de Gobierno, Marcelo Díaz; y algunos otros invitados, como los analistas políticos Ernesto Águila y Claudio Fuentes. En algunas de esas reuniones también han participado el senador Carlos Montes y Andrés Santander, director de Fosis.

El grupo se ha encargado de asesorar a la senadora para la toma de decisiones y posturas frente a la opinión pública. El domingo 21 de agosto se reunieron por última vez, para analizar los resultados de la encuesta CEP y el camino a seguir. En general, los asistentes sacaron cuentas alegres pues la senadora había logrado sortear con éxito el golpe al asumir los costos por la fallida inscripción de candidatos en el Servel, comentan en el grupo.

Al mismo tiempo, concluyeron que eran muy malas noticias para Lagos, ya que el ex presidente sí se la había jugado por instalarse como candidato y los resultados habían sido “discretos”; bajo esa lógica, en el grupo apuestan por bastante espacio para crecer.

La definición que aún ronda en el entorno de Allende es la bajada comunicacional que debiese tener su candidatura. Hasta el momento apuestan por configurar “la continuidad de la política de reformas de la Presidenta Bachelet”, aunque con matices.

El escenario de Lagos

La Fundación Democracia y Desarrollo es el centro de operaciones del ex presidente Ricardo Lagos, tanto en sus labores como ex jefe de Estado, en sus apoyos a candidatos a las municipales -como lo hizo en 2008 y 2012- y de su soterrada pre campaña presidencial. Lagos ha dicho que a fines de año entregará su respuesta definitiva, aunque el trabajo de sondeo comenzó hace ya casi dos meses.

Su “obsesión” -cuentan cercanos al ex mandatario- son los jóvenes. La mayoría de las reuniones que ha tenido en su fundación son movimientos o partidos nuevos, como fue el caso del polémico encuentro con líderes de Revolución Democrática; este lunes, por ejemplo, se reunió con la Juventud PP. Lagos está convencido de que las personas entre 18 y 35 años son su debilidad para una eventual candidatura. De hecho, encuestas que maneja la fundación ponen en alerta sobre ese grupo.

Formalmente, la fundación coordina el trabajo de Lagos como ex presidente, incluyendo sus giras internacionales. El próximo 7 de septiembre estará en Colombia en un foro con el Presidente Juan Manuel Santos; el 22 del mismo mes llegará a Italia a recibir un reconocimiento de la Universidad de Bologna.

Pero, informalmente, la fundación también es la que trabaja como equipo de avanzada, según afirman algunos cercanos. Su directora ejecutiva, Clara Budnik, es una de sus asesoras más cercanas y es sabido que para llegar al ex presidente primero hay que pasar por ella.

Presentacion del libro El valor de los acuerdos

En general, su círculo es muy hermético y sólo algunas figuras de la extinta Concertación son parte de sus consultas, pero normalmente resuelve y decide solo el camino que quiere seguir. Pese a ello, su pequeña esfera política la componen amigos muy cercanos y ex colaboradores de su gobierno.

Es el caso de Hernán Sandoval, militante histórico del PPD y muy amigo de Lagos, quien participó en la reforma a la salud durante su gobierno; Marco Colodro, otro amigo que fue vicepresidente de Banco Estado, miembro del directorio de Codelco y ex presidente del directorio de TVN durante su paso por La Moneda.

Otro de sus confidentes es Fernando Bustamante (PS), estrecho colaborador durante su gobierno y uno de los más influyentes. Ambos se conocieron cuando Lagos volvió a Chile en la década de 1980. Durante el paso de Lagos por el Gobierno fue presidente del directorio de Metro.

En tanto, los ex ministros Jorge Burgos y Sergio Bitar son sus orejeros más asiduos. También el sociólogo Manuel Antonio Garretón, con quien se ha reunido en las últimas semanas para definir algunas posturas. En el actual Gobierno, Jeanette Vega, directora de Fonasa, es uno de sus vínculos. De hecho, ella fue la gestora de la reunión entre Lagos y RD.

El despliegue de Ossandón

El único de la lista que no esconde sus ansias de ser candidato es el senador Manuel José Ossandón. Pese a los malos resultados que obtuvo en la encuesta CEP –un desolador 2%, incluso después de Leonardo Farkas, quien no es candidato ni tiene intenciones-, el senador lo tomó con tranquilidad, pues según sus cercanos “lo ve como una repercusión por su salida de RN”.

Para revertir estas cifras, el ex alcalde hoy tiene un despliegue de equipos en todo el país que preparan propuestas programáticas, gestionan sus visitas a regiones y lo ayudan tanto en su trabajo senatorial como en la configuración de una eventual campaña, sea a primarias o a primera vuelta.

En todo Chile, el senador creó los equipos “Con calle”, donde diversos profesionales se reúnen para generar propuestas que puedan servir de base para una campaña y para un programa de gobierno, donde la mayoría de ellos son militantes de RN. Quien coordina este trabajo es Samuel Valenzuela, asesor del senador en la Cámara Alta. “Es como una avanzada regional”, cuentan en su equipo.

Además, el senador tiene una amplia red de apoyo en Puente Alto, comuna de la que fue alcalde por tres periodos, entre 2000 y 2012, y que le dio la mayor base para convertirse en senador en 2014 por Santiago Oriente. Allí sembró redes que hoy realizan su trabajo territorial, como es el caso de su asesor Emardo Hantelmann, hoy además concejal de esa comuna y de su sobrina, Bernardita Paul Ossandón, quien también alcanzó ese puesto para este periodo y busca una reelección.

Otra de sus asesoras cercanas es Israela Rosenblum, quien también lo asesoró por años a través de una oficina de arquitectos en el municipio. A esto se suma un equipo de abogados jóvenes que lo asesoran en distintas materias, donde destaca Arturo Du Monceau de su gabinete senatorial.

En el mundo políticos, los apoyos directos a la pre candidatura de Ossandón han sido discretos, bajo la sombra que genera el ex presidente Piñera, quien lidera las encuestas del sector. Sin embargo, hay dos diputados con quienes ha logrado mayor sintonía: los RN Gonzalo Fuenzalida y José Manuel Edwards.

El Candidato presidencial Manuel Jose Ossandon en Valparaiso 12 Agosto 2016

Desde que asumió en el Senado, Ossandón se ha acercado también a un analista político, al que califican como “asesor informal”: Patricio Navia. En ocasiones se juntan a tomar café y analizan los escenarios para el parlamentario; también desarrollaron en conjunto un libro donde el senador analizaba su relación con el ex presidente Piñera, aunque éste no ha sido publicado.

Pero la historia de amistad de Ossandón y Navia tiene un precedente. La esposa del cientista político, Macarena Donoso, trabaja en la ONG Sirve a Chile -que pertenece al senador ex RN-, donde se dedica a la capacitación de jóvenes por el servicio público y realizan cursos de liderazgo político.

El despliegue de Ossandón por el país lo llevó la semana pasada al sur del país, aprovechando la semana distrital. Estuvo en Osorno, Los Ángeles y Cañete, donde estuvo además realizando capacitaciones a los candidatos a alcalde y concejal de su renunciado partido, RN. Allí se ha dedicado a explicar tips de campaña, eslóganes de márketing y contando su experiencia como candidato que les permita ganar a la Nueva Mayoría en esas zonas.

Piñera en la incertidumbre

El mejor posicionado en la intención de voto de la última encuesta CEP es Sebastián Piñera. Allí obtuvo un 14% de las menciones, nueve puntos más arriba que el propio Lagos que sólo llegó al 5%. Pese a las “buenas” cifras, el entorno del ex jefe de Estado es cauto a la hora de hablar de una pre candidatura.

Si bien Piñera tiene las intenciones de presentarse, afirma su círculo, el actual escenario podría significarle una derrota que destruiría el capital político que logró articular luego de dejar La Moneda. Es por eso que ha dicho que en marzo dará una respuesta sobre su eventual postulación o si prefiere mantenerse en su cargo de ex presidente, apoyando a otros candidatos y generando propuestas y material de estudio desde la Fundación Avanza Chile, que creó para proteger su legado.

A diferencia de otros pre candidatos, Piñera es el único que cuenta con un equipo que desarrolla continuamente propuestas de políticas pública, informes y documentos, que son socializados con parlamentarios y que permiten influir en el debate nacional. Además, parte importante de sus ex ministros -que no están formalizados- participan en su directorio y en distintas áreas.

El presidente del directorio de la fundación es Andrés Chadwick Piñera (UDI), su primo y ex vocero de Gobierno; Cecilia Pérez, vicepresidenta del directorio; y los directores y ex ministros Roberto Ampuero (Cultura), Juan Carlos Jobet (Trabajo), Felipe Larraín (Hacienda), Cristián Larroulet (Segpres), Joaquín Lavín (Desarrollo Social y Educación), Evelyn Matthei (Trabajo), Loreto Silva (Obras Públicas), Alfredo Moreno (RR.EE.) y Rodrigo Pérez (Vivienda), éste último hoy presidente de la Asociación de AFP. También su hija Magdalena Piñera Morel.

Según cercanos al ex mandatario, si eventualmente éste definiera ser el candidato de Chile Vamos -sea en primarias o directo a la papeleta-, las propuestas que ha generado la fundación y su equipo serían clave en la campaña. Pero en Avanza Chile aseguran que hoy ni siquiera tienen un borrador de programa y que ese trabajo deben hacerlos los partidos que constituyen el bloque: RN, la UDI, el PRI y Evópoli.

En Chile Vamos, Piñera tiene adherentes y detractores. Entre sus cercanos están los diputados Jaime Bellolio, María José Hoffmann, Juan Antonio Coloma, Javier Macaya, Ernesto Silva y Nicolás Monckeberg, con quienes se ha reunido en las últimas semanas.

A la espera de definir su futuro político, Piñera ha volcado su agenda en apoyar a candidatos de todo el país. Anoche estuvo en la proclamación de campaña del alcalde de Vitacura, Raúl Torrealba, quien va a la reelección. Días atrás estuvo apoyando al candidato de Chile Vamos en Arica; luego se trasladó a Rancagua, Valdivia y Temuco, donde ha tenido largas sesiones de fotos con candidatos que buscan utilizar su capital político y buen posicionamiento en las encuestas.

Comenta esta noticia