Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Revelan que Piñera realizó negocios en el mar peruano durante juicio en La Haya

A través de Bancard International Investment, el ex mandatario posee el 9,10% de la sexta pesquera peruana más grande de ese país. El líder de Avanza Chile estaría presente en aquella propiedad, al menos, desde agosto del 2012.


Nacional

14 de noviembre, 2016

Autor:

a_uno_720725

Fue el 27 de enero del 2014 que la Corte Internacional de La Haya, en su fallo por la demanda marítima del Perú en contra de Chile, le otorgó al país del norte más de 50 mil kilómetros cuadrados de mar chileno.

Además del beneficio a nivel territorial y posiblemente económico, BíoBíoChile revela que esto podría favorecer a futuro a la posición de diversos accionistas de la sexta mayor pesquera peruana, Exalmar, entre quienes se encuentra el ex Presidente Sebastián Piñera.

El ex mandatario habría ingresado a la propiedad de Exaltar cuando era Presidente de Chile, y en pleno juicio ante La Haya. El ingreso se habría dado poco después de que la pesquera se abriera a bolsa en Perú a través del Fondo de Inversión Privado (FIP) Mediterráneo, el que realizó el 2009 un contrato de venta futura (o forward) de 5 millones de dólares con CB Consultorías y Proyectos, vinculada a Manuel Cruzat, y que a la larga se tradujo en la vinculación del ex mandatario en el caso Penta.

Varios otros empresarios locales siguieron la misma ruta que hizo Piñera, de realizar inversiones en los mismos activos, algunos de los cuales habrían ingresado a la propiedad de la pesquera cuando ésta abrió a bolsa el 4 de noviembre de 2010. En ese mismo día ingresó la familia controlador de LATAM Airlines, los Cueto, el inversionista Raimundo Valenzuela, cuya participación en las sociedades cascadas y La Polar aún se indaga, y también ingresaron las administradoras de inversiones Moneda Asset Management y Consorcio. Se sumó también Rodrigo Sarquis, dueño de Blumar, quien también figura como director de Exaltar.

La inversión fue de cerca de 70 millones de dólares, y los chilenos se quedaron con el 8,74%. Todos fueron invitados por Banchile, aunque los agentes colocadores fueron Citi, Inteligo, Interbank y Santander.

Sebastián Piñera se reunio con los candidatos a alcaldes de Chile Vamos

La primera participación de Piñera en estas operaciones es del 15 de agosto de 2012, cuatro meses antes de que se concretaran las dos audiencias públicas entre Chile y Perú en la Corte Internacional de La Haya. Un acta de accionistas de la firma peruana revela que FIP Mediterráneo tenía el 1,7% de la pesquera en ese momento. Cuatro años después, Piñera ha aumentado su participación hasta el 9,10%, pero con otro vehículo de inversión: Bancard International Investment, una sociedad con domicilio legal en las Islas Vírgenes Británicas, el mismo paraíso fiscal que ocupó Laurence Golborne para constituir la sociedad Sunford Management, que no estaba en su declaración de patrimonio cuando era ministro, y que a la postre significó su caída como candidato presidencial.

El gerente general del grupo Bancard, Nicolás Noguera, contestó en vez de Piñera un extenso cuestionario respecto de esto. Noguera reconoce que Bancard invirtió en Exaltar antes de que La Haya fallara en contra de Chile y además precisa que el grueso de la compra de acciones se dio después.

“La mayor parte de la inversión del grupo Bancard en Exaltar se construyó, de manera gradual, con posterioridad a la fecha en que se conoció el fallo de La Haya”, indica Noguera, para luego precisar que “dicho fallo jamás ha sido considerado como un factor de análisis en ésta, ni en ninguna otra inversión del grupo”.

a_uno_685338

Después de que Piñera terminara su mandato como Presidente de Chile el 11 de marzo de 2014, ingresó Pedro Pablo Kuczynski, actual Presidente del Perú. Esto aconteció el 17 de junio de ese año, en representación del administrador de activos estadounidense The Rohatyn Group (TRG), el que compró la participación de un fondo de inversión de capital de riesgo ligado a Citigroup que representaba el chileno Cristián Celis, el que se mantiene como director de la pesquera. Kuczynski se mantuvo allí hasta el 30 de noviembre del 2015, cuando decidió oficializar su campaña presidencial.

Los intereses de ambos coincidieron durante año y medio. TRG vendió su paquete accionario de Exaltar con la salida de PPK, y fue precisamente Bancard International Investment la sociedad que compró esa participación, convirtiéndose en uno de los mayores accionistas individuales de la empresa tras Victor Matta Curato, controlador de la compañía.

Noguera no precisó que alguna de las sociedades de Piñera tuvo relación con el nombramiento de Kuczynski en el directorio de la pesquera, pero planteó que “la participación del Grupo Bancard en Exaltar es una inversión financiera pasiva. Esto significaría a que el titular de estas acciones sólo espera dividendos de la empresa y no participa en la administración, políticas de directorio ni elección de miembros. Se da cuenta en la nota de Bío-Bío de un mail que Noguera envió a otros inversionistas chilenos de Exaltar el 13 de agosto de 2012, dos días antes de una junta de accionistas, donde evidenciaría sus esfuerzos por intervenir en este tipo de decisiones. “Este miércoles hay junta de accionistas de Exaltar, adjunto hecho esencial y convocatoria” indica el mail, que luego agrega que “nosotros estamos en contra del punto 3 y 4 que se someterán a votación”.

Estos puntos referían a la conformación de un nuevo directorio de la pesquera. “El punto 3 es la modificación´no de los estatutos para aumentar el número de directores de 5 a 7. En principio, yo no tendría problemas con esta modificación, pero los tengo dado la forma y el objeto percibido mediante esto (lo podemos conversar por otros medios)”.

El punto 4 se refería a la incorporación de dos nuevos directores “aunque nos convenga esto vos la elección de todo el directorio, me parece muy curioso que sólo se elijan dos directores”, indica el mail de Noguera.

Felipe Alessandri y Sebastián Piñera se reúnen con vecinos de Santiago

Piñera sostenía cuatro fideicomisos ciegos voluntarios donde entregó unos 400 millones de dólares en administración. No dijo públicamente en qué activos estaba invertido ese dinero. Los encargados fueron Celfín Capital S.A. (ahora BTG Pactual Chile), Larraín Vial, Moneda y Banco Bice.

Noguera, de Bancard comunicó que mientras Piñera fue Presidente, la rentabilidad que se obtuvo fue de -5,5%. Lo que no dijo fue la rentabilidad que estos fideicomisos tuvieron a lo largo de todo el tiempo de administración de esas cuatro gestoras privadas. Tampoco se informó en qué activos estaba invertido el dinero. Pero el compromiso de Piñera no incluía las sociedades del grupo ni las inversiones de Piñera en el extranjero. Sumadas a las chilenas, según Forbes, totalizan cerca de 2 mil 500 millones de dólares. Piñera cedió derechos de estas sociedades a su esposa, Cecilia Morel, y a sus hijos. Noguera indica que “Don Sebastián Piñera Echenique no participa en la administración del grupo Bancard, ni en sus decisiones de inversión, desde abril de 2009”. Tampoco tendría participación accionaria directa ni indirecta den el FIP Mediterráneo ni en Bancard International Investment, agregan desde su entorno. Sin embargo, en la nota se revela que existe un grado de vínculo de propiedad que aún existe entre Piñera y algunas de esas sociedades. FIP Mediterráneo es gestionado por Administradora Bancorp S.A., sociedad que fue modificada el 10 de marzo de 2010 ante Raúl Undurraga (notario). Allí se renovaron poderes de gestión que tenía sobre FIP y se nombró a amigos, socios y familiares de Piñera. José Cox, Magdalena Piñera Echenique, Sebastián Piñera Morel, Nicolás Noguera, Ana María Délano, José Ignacio Bravo Eluchans y Santiago Valdés.

Bancorp es controlada a su vez por inversiones Santa Cecilia S.A. e inversiones Bancorp limitada. En esta última, según Dicom, Piñera sí tiene participación accionaria, y en Inversiones Santa Cecilia participa a través de Bancard inversiones.

Cercanos a Piñera aseguran que Piñera no volvió a retomar la administración de sus negocios y que tras la entrada en vigencia de la Ley Única de Fondos (LUF), el 1 de enero de 2015, el FIP Mediterráneo comenzó a tributar como sociedad anónima. Precisamente en esa fecha comenzó, según esas fuentes, el traspaso de acciones desde Mediterráneo a Bancard International Investment, la sociedad que está basada en Islas Vírgenes Británicas y que actualmente cuelga de Mediterráneo y tiene el 9,10% de Exalmar.

Si bien actualmente no se está explotando el mar que ganó Perú en el fallo de La Haya, las proyecciones de este año del Instituto del Mar del Perú estiman que el triángulo marítimo podría incrementar hasta en 9% la capacidad de pesca del Perú y en 15% el potencial económico del mar del sur. La anchoveta, uno de los recursos que se encuentra mayormente en la zona centro norte del país del norte, explica en gran parte del negocio de Exalmar, que comenzó a comprar cuotas pesqueras de otras compañías. El triángulo marítimo no tiene mucha anchoveta pero sí otros recursos, como la vicinguerria, similar a la anchoveta, de la que se podría encontrar una biomasa que alcanzaría las 13 millones de toneladas. Se detectó también perico, pez espada y una gran cantidad de calamar gigante o pota, con un potencial de captura de hasta 100 mil toneladas a año.

Notas relacionadas

Comenta esta noticia