Síguenos en Facebook X
El Dínamo

21 de Mayo: Bachelet dice que reforma tributaria no afectará la clase media y hace gestos a movimientos sociales

La mandataria evitó extenderse sobre fórmulas de cambio a la Constitución. Uno de los pasajes más aplaudidos de su discurso fue cuando anunció que reformularía el Código de Aguas para transformar a este elemento en un bien nacional de uso público.


País

21 de mayo, 2014

Autor:

A_UNO_401639

Dos horas duró la cuenta presidencial que este miércoles 21 de mayo la presidenta Michelle Bachelet entregó al país en la tradicional ceremonia que se lleva a cabo en el salón de honor del Congreso Nacional.

A las 9.30 horas la mandataria llegó a la sede legislativa después de reunirse con su gabinete en el palacio de Cerro Castillo en medio a una copiosa lluvia. En su mensaje la mandataria cuidó el tono, dijo que en su gestión busca hacer cambios profundos pero que no parte de cero y que la disposición del gobierno es al diálogo con todas las fuerzas sociales. Un punto que durante semanas ha sido cuestionado por la oposición debido a la forma en que se ha tramitado la reforma tributaria en el Congreso donde el oficialismo ha hecho valer las mayorías que tiene en ambas cámaras.

Bachelet partió haciendo un análisis de la sociedad chilena actual y recalcó que se percibe también un descontento general por las desigualdades y los abusos. Conforme a eso, el discurso de la mandataria reelecta estuvo cargado de gestos a los movimientos sociales, como el anuncio de tramitación de la Ley Ricarte Soto para crear un fondo para los enfermos, y la reforma al Código de Aguas para transformar el agua en un bien nacional de uso público, y el envío de un proyecto de ley de protección de los glaciares.

También llamó a abrir la discusión sobre el aborto y reiteró el anunció sobre la tramitación de un proyecto de ley para despenalizar el aborto en caso de violación, inviabilidad del feto y peligro de la madre.

No hay duda que hemos tenido un importante crecimiento económico, desarrollo de la infraestructura, en conectividad, y en una serie de áreas que nos hacen ser vistos como un país líder en la región.  Pero al mismo tiempo, no hemos logrado tener los mecanismos que nos permitan enfrentar las desigualdades, ni terminar con los privilegios y abusos en distintos ámbito de nuestra vida y de la marcha del país”, sostuvo la mandataria.

Reformas graduales

Luego la presidenta entró de lleno a abordar los aspectos centrales de la reforma tributaria y educacional que impulsa. “Llevaremos a cabo una profunda reforma educacional, que será financiada por una reforma tributaria, las que unidas a una nueva constitución, completan las tres grandes transformaciones que llevaremos a cabo en este período. Esto irá de la mano de un esfuerzo importante que tendremos como gobierno: trabajar en las reformas de largo plazo al tiempo que enfrentamos las necesidades urgentes de vida diaria de las personas”.

” No tengan dudas que en este afán mantendremos aquello que ha funcionado y nos ha dado buenos resultados: en esta nueva etapa que se abre Chile no está partiendo desde cero. Los gobiernos democráticos desde 1990 a la fecha, fueron capaces de construir una economía sana, una democracia estable y un país maduro, que puede mirarse al espejo y reconocer sus aciertos y profundizarlos”, dijo la mandataria en uno de los pocos pasajes del discurso que fue valorado por la oposición.

Bachelet dijo que la reforma educacional que impulsa consagrará la educación de calidad como un derecho y no como un bien de consumo. Planteó  que será “una reforma que devolverá a la educación pública el valor y la centralidad que nunca debió haber perdido, que abarca la educación preescolar, la educación general básica y media, y la educación superior. Una transformación de largo plazo que sabemos trascenderá largamente este período de Gobierno, pero que estoy segura que en 10 ó 20 años más todos estaremos orgullosos como país de haberla realizado”.

“Sólo si invertimos fuertemente en un sistema educativo de calidad, que potencie los talentos de sus alumnos, tendremos entonces en el mediano plazo una economía dinámica e innovadora. Por eso, hemos comprometido una reforma educacional que haga que Chile tenga un sistema educativo moderno, de calidad y donde se obtengan los conocimientos, competencias y valores democráticos que el país demanda de sus niños, niñas y jóvenes”, sostuvo la Presidenta.

4500 nuevas salas cuna

Enseguida hizo anuncios para la educación parvularia: “Incorporaremos 90 mil niños y niñas -entre 0 y 2 años- en las 4.500 salas cuna que vamos a construir en estos 4 años. A esto se agregaran, 34 mil niños y niñas de 2 a 4 años, lo que demanda la habilitación de 1.200 nuevas salas en jardines infantiles. Con ello cerraremos brechas y nos acercaremos sustantivamente a los estándares de la OCDE en materia de cobertura de salas cuna: pasaremos del actual 17 por ciento al 30 por ciento en un plazo de cuatro años. Es decir, durante mi gobierno aumentaremos un 88 por ciento la cantidad de niños y niñas asistiendo al nivel inicial”.

Varios minutos dedicó la Presidenta a hablar sobre el proyecto de ley que esta semana envió al Parlamento para terminar con el lucro, la selección y el copago en los colegios que reciben aportes estatales. “Queremos reconocer el enorme aporte al país que puede tener una educación particular que recibe aporte estatal y cuya motivación central es educar. Por ello, todos los establecimientos particulares subvencionados pasarán gradualmente a constituirse como personas jurídicas de derecho privado sin fines de lucro, si así lo determinan. Esta reforma contempla responsablemente mecanismos claros y apoyo estatal para estos establecimientos”, aseguró.

Añadió que poner fin al copago implica eliminar gradualmente el financiamiento que hoy pagan las familias. Y aseguró que en paralelo, y para mejorar la calidad, el Estado irá aumentando lo que invierte en cada estudiante. “Así estaremos haciendo realidad concreta el derecho a obtener calidad con gratuidad. ¡Si la educación es un derecho de todos, entonces debemos financiarla con recursos públicos, y no con el sacrificio de las familias, especialmente de las más vulnerables!”, enfatizó.

La presidenta reiteró que la selección para el ingreso a establecimientos es una herramienta de segregación y dijo que hace un enorme daño. “De esta manera se terminará con las discriminaciones que viven muchas familias en este proceso y se asegurará la libertad de los padres y madres de elegir, en igualdad de condiciones, los establecimientos donde deseen que estudien sus hijos e hijas”.

Mensaje a los liceos emblemáticos

A raíz de la dura polémica que se ha generado por el efecto que tendrá el fin de la selección en los llamados liceos emblemáticos, la Presidenta dijo que éstos no podrán seguir seleccionando alumnos mediante pruebas o test académicos, pero podrán realizar sus procesos de admisión en base a aquellos estudiantes del 20 por ciento de mejor rendimiento de cualquier establecimiento escolar.

“Necesitamos construir una nueva institucionalidad para gestionar este derecho con calidad y mirada ciudadana. Por eso, enviaremos un proyecto que termina con la
municipalización y crea una nueva organización de la educación pública. La educación que hoy administran los municipios se depositará en el Estado, a través de instituciones descentralizadas territorialmente que incorporan a la comunidad”.

La reforma y la clase media

Recogiendo el guante por las críticas a la reforma tributaria que está próxima a iniciar su trámite en el Senado, Bachelet dijo en el pleno del Congreso:

“Quiero asegurarles a todas las chilenas y chilenos que esta reforma tributaria no la paga la clase media ni la pequeña empresa, las que al contrario se verán beneficiadas por esta reforma. Tampoco se afectará el monto de sus pensiones. Ustedes conocen a esta Presidenta y saben que impulsa políticas públicas a favor de la gente”. 

La mandataria planteó  que -contrariamente a lo que cree la derecha- el Ejecutivo sí está abierto al debate y al perfeccionamiento de las medidas, aunque advirtió que “cada cambio que hagamos al proyecto debe estar orientado por los objetivos centrales que esta reforma persigue”.

“Sabemos que se trata de una reforma tributaria mayor y, por lo mismo, entendemos todas las interrogantes que pueden surgir, las dudas y hasta los temores que todo cambio de esta envergadura genera. Pero nos aplicaremos para que todos ellos sean despejados durante la tramitación legislativa, porque esta es una reforma hecha de cara al país”, dijo.

Bachelet también envió un mensaje a los senadores “a tener disposición a tramitar esta Reforma con la celeridad, altura de miras y pensando en el futuro de Chile”. Esta frase coincide con los anuncios de senadores de la DC, como Andrés Zaldívar, que han dicho que es posible debatir y eventualmente modificar algunos aspectos considerados claves de la reforma como la eliminación del FUT.

Nueva Constitución

Contrariamente a lo que muchos sectores esperaban, el discurso de Bachelet dedicó pocos minutos a abordar los proyectos de cambio constitucional y no hubo mención a una eventual asamblea constituyente.

“Así como la reforma educacional permite mejorar las oportunidades para los niños y jóvenes, la tarea de fortalecer la democracia y modernizarla mediante una nueva Constitución es una tarea de toda la sociedad…El rol fundamental del Estado, como garante del bien común y de los derechos de las personas, es asegurar que el cambio de la Constitución se realice con sentido de largo plazo, gradualidad y gobernabilidad”, dijo la mandataria.

Agregó que con el objetivo de modificar la constitución “trabajaremos, con participación social y diálogo político, para dotarnos de una nueva Constitución que ponga en su centro a los Derechos Humanos, a la democracia y a la buena política como base del orden común. No hay nueva Constitución sin participación”.

 

 Anuncios que los movimientos sociales aplauden

– Pesca

Otro problema que requiere una respuesta urgente es la caída en las cuotas de captura para la merluza común, la merluza del sur y el congrio dorado. Vamos a desarrollar un programa de mitigación para los pescadores que realizan un esfuerzo pesquero afectados por esta situación en la zona centro-sur”

– Consumidores

Con la reforma que este gobierno propondrá, el Servicio Nacional del Consumidor (SERNAC) asumirá un rol sustancialmente más activo en la protección de los intereses individuales de todos los consumidores. Pero tan importante como fortalecer las capacidades del Estado lo es el fortalecer a la sociedad civil, para que tengan la capacidad real para cumplir con su rol, en forma independiente del Gobierno y del sector privado. Dotaremos a las Asociaciones de Consumidores de las facultades que les permitan cumplir de
mejor forma su misión de proteger, informar y educar a los consumidores, así como de asumir la representación y defensa de los derechos de sus afiliados.

– Glaciares

 Los glaciares representan una fuente de agua dulce de un valor incalculable. Presentaremos un proyecto de ley que proteja los glaciares y su entorno, haciéndolo compatible
con las necesidades y aspiraciones nacionales y regionales. Dentro de los compromisos que asumimos como Gobierno, vamos a enviar al Congreso un proyecto de Ley que crea el Servicio de Biodiversidad y Áreas Protegidas”.

-Agua, un bien nacional de uso público

El fenómeno del cambio climático ha alterado las condiciones que habíamos conocido, y es probable que la sequía deje de ser un fenómeno episódico y sea una característica climática de los próximos años. No se trata sólo de escasez hídrica, agravada por la larga sequía que experimentamos, sino de la sobreexplotación de las cuencas y del mal uso de los derechos de agua. Es por eso que hemos propuesto reconocer a las aguas como un bien nacional de uso público en sus diversos estados, modificando sustantivamente el Código de Aguas”.

 

Puedes revisar el discurso completo de la mandataria en este link

 

 

 

Comenta esta noticia