Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Chile objetará hoy la competencia de La Haya de cara a la demanda de Bolivia

Una vez que Chile entregue en el Registro de la CIJ, con sede en La Haya, sus objeciones preliminares, el curso de la demanda se paralizará hasta que los jueces se pronuncien sobre esas premisas.


País

15 de julio, 2014

Autor:

Heraldo Muñoz

Chile presentará hoy ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) objeciones con las que impugnará la competencia del máximo órgano judicial de la ONU a la demanda con la que Bolivia reclama una salida al mar, confirmaron fuentes diplomáticas.

Bolivia entregó el pasado 15 de abril la memoria escrita en la que explicó a los jueces la base argumentativa del contencioso iniciado contra Chile en 2013.

La Paz pide al Alto Tribunal en ese documento que le reconozca una salida soberana al mar y se pronuncie sobre la obligación de Santiago de negociar “de buena fe” un acceso al Océano Pacífico.

El reglamento de la CIJ permite a un Estado demandado presentar objeciones “a la jurisdicción de la Corte o admisibilidad de la queja”.

Esas objeciones deberán presentarse en el plazo de “tres meses desde la entrega de la memoria” por parte del país que inicia el contencioso, según el artículo 79 por el que se rige la CIJ, que tiene su sede en La Haya.

De acuerdo con esa regla, el plazo de Chile para poner en tela de juicio la competencia de la Corte en este caso finaliza hoy mismo.

Una vez que Chile entregue en el Registro de la CIJ, con sede en La Haya, sus objeciones preliminares, el curso de la demanda se paralizará hasta que los jueces se pronuncien sobre esas premisas.

Los magistrados procederán además a determinar una fecha para que Bolivia exprese por escrito su reacción, con argumentos jurídicos, a las objeciones interpuestas por Santiago, según el reglamento del Alto Tribunal.

Posteriormente la CIJ convocará a las partes para participar en vistas orales y finalmente emitirá un fallo en el que se declare con o sin competencia en el contencioso.

La presentación de objeciones preliminares implica en la práctica una ralentización del trámite de la demanda, que de por sí ya suele durar años en dirimirse.

La presidenta de Chile, Michelle Bachelet, anunció hace unos días que la decisión chilena de presentar objeciones preliminares se basa en que todos los asuntos fronterizos con Bolivia se resolvieron en un tratado suscrito en 1904.

Santiago mantiene que ese tratado ha sido respetado por ambos Estados ya antes de que se creara la Corte de La Haya, cuya jurisdicción no alcanza a los tratados anteriores a su puesta en marcha, sellada con el Pacto de Bogotá de 1948.

Bolivia perdió su acceso al mar en una guerra contra Chile librada veinticinco años antes de la suscripción del Tratado de 1904.

Comenta esta noticia