Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Conferencia Episcopal: “Es superficial hablar de ‘matrimonio igualitario’, porque no lo es”

La Iglesia también pidió que el Estado se haga cargo de acompañar a las mujeres, "en vez de discutir una ley para poner fin al ser humano".


País

21 de julio, 2014

Autor:

Ezzati

En un documento publicado esta mañana, el comité permanente de la Conferencia Episcopal entró de lleno a la discusión respecto al aborto, al acuerdo de vida en pareja y el matrimonio igualitario.

El texto, firmado por Ricardo Ezzati, Alejandro Goic, Fernando Chomali, Cristián Caro e Ignacio Ducasse, destaca que la Iglesia tiene un profundo respeto y compromiso al ser todos “hijos de unos padres y madres que nos dieron la vida y recibimos de ellos este evangelio de la familia” .

La Iglesia destacó que una “persona con tendencia homosexual no es un castigo de Dios (…) y muchos perdones tenemos que pedir como sociedad por haberlos discriminado injustamente”, pero hizo la diferencia “en cuanto a quienes buscan una unión entre personas del mismo sexo, nos parece superficial hablar de ‘matrimonio igualitario’, simplemente porque no lo es“.

“No es una unión entre un varón y una mujer y no tiene la estabilidad propia del matrimonio que, en la enseñanza bíblica posee dos notas inseparables: su aspecto unitivo (varón y mujer) y su vocación a la procreación. Por esa razón, ¿para qué llamar con un nombre lo que no lo es?“, recalcó la CECh.

Sobre la elaboración de una ley para “convivir y compartir bienes”, detalló que “hay que preocuparse de ese grupo humano, aunque minoritario, para que sean respetados y no discriminados por su condición y para que cuenten con los derechos básicos para una unión, pero no un matrimonio”.

Aborto

En el punto denominado como “evangelio de la vida”, la Conferencia Episcopal aseguró que la vida humana del que está por nacer es el primero de los derechos humanos, por lo que “En vez de discutir una ley para poner fin al ser humano concebido, podríamos discutir cómo el Estado se puede hacer cargo de acompañar, aconsejar, abrir espacios en la sociedad y hasta financiar tantas iniciativas que hoy se mantienen gracias a la generosidad de muchos”.

Revisa la declaración completa

Comenta esta noticia