Actualidad

Vladimir Putin asegura que no habrá matrimonio homosexual en Rusia mientras sea Presidente

Las palabras de Putin respondían a los dichos de una diputada ultraconservadora que se manifestó en contra de modificar en la Constitución el matrimonio entre un hombre y una mujer.

Por EL DÍNAMO, 13 de Febrero de 2020

Vladimir Putin aseguró este jueves que en Rusia no se legalizará el matrimonio homosexual mientras él sea Presidente.

Estas declaraciones las hizo en el contexto de una reunión en que la se estudian los cambios constitucionales que se están discutiendo en el país, que incluirían la filiación. Putin aseguró que “no permitirá” que los conceptos “padre” y “madre” sean cambiados por “padre número 1” y “padre número 2”.

“En lo referente al ‘padre número 1’ y el ‘padre número 2’, ya he hablado de manera pública sobre esto y lo volveré a repetir: mientras yo sea Presidente, esto no ocurrirá. Serán papá y mamá”, afirmó Putin según medios internacionales.

La visión alineada con la Iglesia Ortodoxa rusa y los sectores más conservadores ha sido aplicada en la política del gobierno ruso desde que Putin llegó al poder, hace 20 años.

Las palabras de Putin respondían a los dichos de la diputada ultraconservadora Olga Batálina, quien se manifestó en contra de modificar en la Constitución el matrimonio tradicional entre un hombre y una mujer.

“Es una realidad en algunos países. Esto ha despertado el deseo de algunos autores, que han enviado sus enmiendas. Quieren acuñar en la Constitución que la familia es la unión entre un hombre y una mujer”, dijo la diputada.

“¿Y si es una familia incompleta? ¿Entonces qué? Vamos a precisar algunas cuestiones. Matrimonio es una unión entre un hombre y una mujer y la familia es un poco diferente”, apuntó Putin, agregando que “los matrimonios homosexuales no producen hijos”.

A pesar que desde 1993 la homosexualidad no es delito en Rusia, Vladimir Putin promulgó una ley contra la “propaganda homosexual”, que incluye la realización de las marchas de orgullo gay y cualquier manifestación pública, argumentando que puede causar “un daño psicológico y moral para los menores de edad”.