El nuevo escenario que enfrentan Nueva York, Madrid y París con su segunda ola del coronavirus

Las ciudades están tomando medidas ante las alarmantes cifras de contagio. A través de cierres parciales, las zonas buscarán evitar una cuarentena total y aprender las lecciones que dejó el primer golpe de la pandemia.

Por
El nuevo escenario que enfrentan Nueva York, Madrid y París con su segunda ola del coronavirus
Compartir

La pandemia del coronavirus está entrando en una nueva etapa, afectando nuevamente a ciudades como Nueva York (Estados Unidos), Madrid (España) y París (Francia), que entre marzo y abril sufrieron las consecuencias del primer golpe que dio la enfermedad.

El aumento de los contagios inicialmente estuvo vinculado a los jóvenes, especialmente en Europa, debido a que retornaron desde sus vacaciones e ingresaron con el virus en zonas donde los contagios se habían controlado.

En septiembre, el número de casos confirmados, la tasa de incidencia, la positividad de los exámenes y el incremento de los ingresos hospitalarios hizo que las autoridades abordaran la emergencia con cierres parciales, para así evitar una nueva cuarentena que perjudicaría aún más la economía.

La edad de los infectados, el uso y conocimiento de tratamientos para tratar a los pacientes y la propia conciencia de ciudadanía ante la enfermedad serían las claves para que las ciudades de Nueva York, Madrid y París aún no lleguen a las dramáticas imágenes del colapso de los hospitales de hace seis meses.

El conflicto en Madrid

La capital de España vivió durante las últimas semanas una situación crítica en cuanto a los contagios, en una crisis que está mezclada con un conflicto político que enfrenta a las autoridades locales con el gobierno español.

Junto con París y Nueva York, Madrid es una de las ciudades más golpeadas con el rebrote. El 18 de septiembre pasado, la zona sumó 27.570 casos, la cifra diaria más alta de la propia pandemia. A esto se sumó el aumento de la presión sanitaria, ya que al 4 de octubre habían 3.625 personas internadas, en una curva que va al alza con números previos a mayo. En los últimos siete días han muerto 70 personas debido al SARS-CoV-2.

Desde el inicio del rebrote se vio cómo la edad de los casos confirmados por COVID-19 -que era entre 62 y 63 años-, se llegó a bajar a un promedio de entre 37 y 39 años, en un factor que estaría siendo clave para no tener un colapso masivo como el de marzo y abril.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, decidió aplicar confinamientos puntuales a algunos barrios y desestimó el cierre completo de la ciudad, tal como lo solicitaba el gobierno de Pedro Sánchez.

La autoridad local, representante del derechista Partido Popular, aseguró que “todo está en orden” y que las críticas de los funcionarios del gobierno del PSOE y Unidas Podemos “están aterrando a la gente” para perjudicar su gestión.

Más allá de esto, Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), planteó que “hay zonas concretas de la Comunidad de Madrid que van mejorando y otras que no. Tenemos alguna duda sobre cómo pueden afectar los retrasos en la notificación y el uso los test rápidos de antígenos en los datos. Es mejor ser prudentes”.

Otras zonas de España, como Cataluña, también sufrieron rebrotes, pero al parecer la situación estaría algo más calmada. Durante el lunes la zona sumó 5.551 casos, con 14 muertes en la última semana y un 10,76% de ocupación hospitalaria.

Las alarmantes cifras de París

nueva york parís madrid

Las calles de París durante el confinamiento de marzo. (Foto: Wikimedia Commons/ERIC SALARD)

La capital francesa fue otra de las ciudades del mundo que entre marzo y abril fue azotada con el COVID-19. El colapso de hospitales y la masiva muerte de personas vulnerables en diversos barrios impactó a los parisinos.

Según los últimos reportes, 3.500 nuevos contagios son confirmados en promedio diariamente en la región de París, y 36% de las camas en las unidades de cuidados intensivos son ocupadas por pacientes de coronavirus. El país completo registró un récord de 12.845 contagios nuevos el 1 de octubre pasado.

Uno de los datos más preocupantes es la tasa de incidencia actual, ya que París tiene actualmente 253 casos por cada 100.000 habitantes.

Por lo mismo, los últimos datos relacionados con el incremento de casos obligaron a las autoridades a tomar medidas inmediatas, como el cierre de bares y de otros centros nocturnos. Aquello no afectará a los restaurantes, cines o teatros, que seguirán abiertos con las medidas de distanciamiento físico correspondientes.

“Nos estamos adaptando constantemente a la realidad del virus. Estamos tomando medidas para reducirlo (su propagación)”, expresó el prefecto de la policía parisina, Didier Lallement.

Las precauciones de Nueva York

A diferencia de París y Madrid, la ciudad de Nueva York está actuando de forma preventiva considerando uno de los datos claves para ver la evolución de la pandemia.

El alcalde Bill de Blasio solicitó a las autoridades estatales cerrar toda actividad no esencial en los nueve distritos, al observar que el índice de positividad de los exámenes de PCR había superado el umbral del 3% promedio en los últimos siete días. En algunos barrios se alcanzó el 5% o un máximo de 8%.

“Los neoyorquinos han trabajado duro para luchar contra el COVID-19 y no estamos haciendo esta recuperación a la ligera, sino que la ciencia guía nuestras decisiones en la ciudad”, afirmó la autoridad local, que pidió cierres de colegios, gimnasios y negocios en los lugares con una mayor positividad.

La cifra expuesta por los estadounidenses para iniciar las restricciones es inferior a la de los madrileños, que en los últimos días han registrado un índice del 20% de pruebas positivas.

En la primera ola, el estado de Nueva York completo alcanzó los 250 mil casos y 23 mil fallecidos, una de las cifras más altas de todo el país. El sistema sanitario y las morgues colapsaron, lo que obligó a cavar fosas comunes para sepultar a las víctimas. En junio inició su proceso paulatino de reapertura económica, el que incluyó algunas innovaciones, como la instalación de restaurantes en plena calle. 

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Más Actualidad

Últimas noticias

Populares