Cerrar
Cerrar publicidad

Opinión

Justo Homenaje

Justo Homenaje Justo Homenaje

"La estrategia que impulsó el Gobierno de la presidenta Bachelet, junto al liderazgo del canciller Heraldo Muñoz, y los agentes y co-agentes Felipe Bulnes, José Miguel Insulza, Claudio Grossman y Alfonso Silva, demostró ser la correcta, sin caer en populismos y sin hacer aspavientos".

Luis Rocafull López

Por


Diputado PS. Miembro de la comisión de Relaciones Exteriores.

El lunes pasado recibimos con emoción y satisfacción el Fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya. Un triunfo de todas y todos los chilenos, desde Visviri hasta la Antártica, desde la cordillera hasta el mar.

El pronunciamiento de la máxima corte internacional fue macizo; pero esto no es producto de la casualidad, sino de la forma como se abordo desde un comienzo el diferendo marítimo con Bolivia.

Desde un inicio se adoptó el tema en forma seria, responsable y con un amplio concepto de Estado. En ese contexto, la estrategia que impulsó el Gobierno de la presidenta Bachelet, junto al liderazgo del canciller Heraldo Muñoz, y los agentes y co-agentes Felipe Bulnes, José Miguel Insulza, Claudio Grossman y Alfonso Silva, demostró ser la correcta, sin caer en populismos y sin hacer aspavientos.

El trabajo entre marzo del 2014 hasta marzo de este año fue basado exclusivamente en el Derecho, con el componente político mesurado y proporcional a las circunstancias, y jamás cayó en el juego de las descalificaciones del país vecino.

Como integrante permanente de la Comisión de Relaciones Exteriores, pude presenciar en reiteradas oportunidades como se puso en tela de juicio los lineamientos otorgados por la Presidenta. Vimos como personeros políticos criticaron y llamaban insistentemente a salirse del pacto de Bogotá, obviando nuestra histórica postura de respeto y adhesión a los tratados internacionales.

En una ocasión, convocados en la Moneda, mientras era objeto de duras críticas, recuerdo perfectamente su respuesta: “Las relaciones exteriores del Estado las dirijo yo, y asumo toda la responsabilidad”. Nunca modificó su estrategia.

El tiempo le ha dado la razón, y hoy apreciamos lo fundamental de esa decisión de la Presidenta, que recibió tantas críticas, y que hoy es celebrada por todos, especialmente por los que más desconfiaban, pero con poco reconocimiento al liderazgo que ella tuvo. Por ello como socialista consideró necesario hacer un “justo homenaje” a la labor sobria, decidida y efectiva realizada por el gobierno de Michelle Bachelet.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día