Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Educación

¿Volver a estudiar?: la oferta de programas que hay en la educación superior para adultos trabajadores

Además de los postgrados y las tradicionales carreras diurnas, existe la posibilidad de cursar carreras de pregrado bajo las modalidades vespertina, Executive o vía programas especiales.

¿Volver a estudiar?: la oferta de programas que hay en la educación superior para adultos trabajadores
Por 24 de Abril de 2019

En promedio, quienes se matricularon –por ejemplo- en primer año de una carrera de pregrado en 2018 tenían 21,5 años (Mifuturo.cl). Si bien, pese a lo que se creería, la cifra no habla de adolescentes que recién terminaron su vida escolar, aun así se trata de un segmento mayoritariamente joven.

Pero siempre hay excepciones, siempre hay un grupo que se escapa de la norma, entre estos están los que se podrían denominar como “adultos trabajadores”, aquellos que por diversas motivaciones vuelven a la universidad, a pesar de lo difícil que puede resultar combinar trabajo con estudios y -en muchos de los casos- con familia.

Para conocer el panorama en esta materia, tanto en cuanto al perfil de dicho segmento como a las ofertas de programas curriculares, seleccionamos planteles de educación superior representativos de distintas zonas del país, siendo estos: la Universidad de Santiago (en Santiago), la Universidad de las Américas (en Viña del Mar, Santiago y Concepción), la Universidad de los Andes (en Santiago), la Universidad de Antofagasta (presente en la ciudad de Antofagasta) y la Universidad de Concepción (con campus en Concepción, Chillán y Los Ángeles).

 Zona central

La Universidad de las Américas (UDLA) -que no sólo cuenta con sedes en Santiago, sino también en Viña del Mar y Concepción- además de las carreras regulares en horario diurno, dispone de las modalidades vespertina y Executive.

“En horario nocturno, UDLA es pionera en ofrecer un régimen de pregrado especialmente diseñado para los adultos trabajadores. El programa Executive está dirigido a adultos que ingresan por primera vez a la educación superior o que poseen estudios parciales o un título profesional o técnico y desean estudiar una segunda carrera. Otorga el mismo grado académico que los programas diurno y vespertino, pero con el beneficio de que se dicta dos tardes a la semana desde las 19:15 horas y el día sábado, mientras que el régimen Tradicional Vespertino replica las exigencias del programa diurno”, explicó a El Dínamo Zarco Castillo, director general de admisión de la Universidad de Las Américas.

Cabe destacar que entre los programas vespertinos y Executive se concentra el 40% de la matrícula total de esta institución. En tanto, en el primero de estos, la edad promedio es de 25,9 años y el segmento “adultos trabajadores” alcanza un 74%. En cambio, en la modalidad Executive, la edad promedio es de 32,6 años y quienes trabajan son un 84%.

“La mayor parte de estos estudiantes opta por una carrera de la Facultad de Ingeniería y Negocios. Además, la institución cuenta con un completo sistema de becas, que permite solventar hasta el 50% del arancel, ya sea para ingresar a la educación superior o continuar sus estudios en cualquiera de las sedes que tiene: Santiago, Viña del Mar y Concepción. Para los adultos trabajadores hay becas especiales como la Beca Familia y Trabajo, Beca Grupo Familiar, y Beca AUC. UDLA tiene 14 carreras en el régimen Executive y 11 en vespertino”, detalló Castillo.

Por su parte, la Universidad de los Andes (UANDES), que acaba de cumplir 30 años de vida, la oferta programática para los adultos trabajadores se concentra en postgrado y educación continua. Bajo estas modalidades, en 2018 hubo un total de 3.074 matriculados, teniendo un 42% de ellos entre 30 y 39 años (1.289).

Particularmente, en dichos programas la presencia femenina es ampliamente mayoritaria, tras alcanzar un 68% versus un 32% de hombres. Pero ¿cuáles son las modalidades preferidas en este plantel? Son los diplomados, los cuales acapararon a un 65% de los matriculados de postgrado y educación continua en 2018.

Dentro de este contexto, destacan los diplomados en Estrategia en Marketing Digital y en Docencia Universitaria en Ciencias de la Salud. El primero orientado a la entrega de conocimientos conceptuales y prácticos para desenvolverse en la toma de decisiones estratégicas en los departamentos comerciales y de marketing, utilizando herramientas tecnológicas provenientes del marketing digital, y aplicado a casos reales. Mientras que el segundo es un programa 100% online y con foco en la internalización, diseñado específicamente para profesionales de la salud que ejercen labores docentes en la educación superior, según detalló a El Dínamo Gonzalo Aguirre, director comercial de Postgrados y Educación Continua de la Universidad de los Andes.

En el caso de la Universidad de Santiago (Usach), con 170 años de historia, cuenta con programas especiales de pregrado orientados –principalmente- a alumnos trabajadores, siendo los que poseen una mayor matrícula los referentes a las carreras de Ingeniería Comercial, Ingeniería de Ejecución en Electricidad, Ingeniería de Ejecución Industrial y Plan Especial de Construcción Civil. Específicamente, son 2.692 los estudiantes que son parte de dichos programas, quienes representan un 12,48% en relación al total de los matriculados de la institución.

En los programas de postgrados, que incluyen magíster y doctorados, se matricularon un total de 1.500 estudiantes (2018). De estos, 728 lo hicieron en programas profesionales y optaron preferentemente por el Magíster en Administración y Dirección de Empresa, Magíster en Economía Financiera, Magíster en Gerencia y Políticas Públicas, y el Magíster en Educación con Mención en Currículum y Evaluación, Gestión y Liderazgo Educacional, Orientación Personal, Afectiva y Social.

campus providencia

 Zona Norte

 Inserta en medio de un clúster minero, la Universidad de Antofagasta (UA) cuenta con una particularidad: planes de pregrado especiales asociados a las carreras de Ingeniería en Ejecución (Minas, Eléctrica, Mecánica e Industrial) e Ingeniería Civil (Industrial, industrial en mecánica, industrial en minas e industrial en Electricidad), en donde “muchos de los alumnos trabajan en empresas mineras o empresas contratistas, en cargos de mandos medios”, afirmó a El Dínamo Nélida Sullivan, coordinadora de Planes Especiales de la UA.

Cada una de estas carreras cuenta en promedio con 30 alumnos, cuyas edades fluctúan desde los 28 a los 55 años. Y es más, “atendiendo que son alumnos trabajadores, las jornadas de clases se realizan los fines de semanas”, destacó Sullivan. En cuanto a sus motivaciones, Nélida relató que éstas se asocian –principalmente-a la esperanza de obtener “mejoras en sus trabajos, ya sea en ascensos o mejoras económicas”.

Adicionalmente, el plantel ofrece la opción de ingresar a las carreras de pregrado regulares bajo lo que conoce como “cupo profesional”. A través de esta vía de acceso, durante este 2019 ingresaron siete estudiantes, de un total de 7.109 estudiantes matriculados en pregrado, y lo hicieron a carreras disímiles entre sí, como son Artes Escénicas, Kinesiología, Medicina, Música, y Nutrición y Dietética.

Asimismo, en el Centro de Educación Continua cuentan con un total de 732 alumnos, repartidos entre cursos (áreas formación general, educación, ciencias básicas, ciencias de la salud, ingeniería y medicina), diplomados (ciencias sociales, odontología, negocios, educación, ciencias básicas, ciencias de la salud, ingeniería y medicina) y postítulos (formación general, educación, ciencias básicas, ciencias de la salud, ingeniería y medicina).

En el caso de los cursos, la edad promedio de las mujeres asciende a 59 y a 46 años la de los hombres. Mientras que en los diplomados la edad promedio es de 41 años, tanto en hombres como en mujeres, y en los postítulos alcanza en mujeres los 50 años y en hombres los 49 años.

Por otro lado, y en relación a la oferta de carreras técnicas, la UA dispone de “un sistema de horarios para trabajadores, en especial para quienes laboran por turno, dada las características de esta región. Es por ello que la mayoría de sus carreras se dictan en horario vespertino, con clases tres veces a la semana (jueves, viernes y sábado diurno) y con la oportunidad de recuperar clases cuando tienen turnos.”, detalló a El Dínamo Jenny Rojas, directora del Centro de Carreras Técnicas de la Universidad de Antofagasta.

Bajo esta modalidad, la oferta de carreras corresponde a: Técnico de Nivel Superior en Metalurgia, Técnico de Nivel Superior en Mantenimiento Industrial, Técnico de Nivel Superior en Explotación Minera, Técnico de Nivel Superior en Asistente de Párvulos, Técnico de Nivel Superior en Enfermería, Técnico de Nivel Superior en Prevención de Riesgos, Técnico de Nivel Superior en Alimentación y Técnico de Nivel Superior en Administración de Empresas.

En total, la matrícula de alumnos en carreras técnicas de nivel superior alcanza los 630, quienes promedian 28 años. De estos, un 41% son mujeres y un 59% hombres, de los cuales un 55% atañe al perfil “adulto trabajador”.

 Zona centro- sur

 La Universidad de Concepción (UdeC), la primera en establecerse fuera de Santiago, posee su campus central en la ciudad del mismo nombre, pero cuenta con dos sedes más: una en Chillán y otra en Los Ángeles.

En esta casa de estudios ingresaron a las carreras regulares de pregrado -durante este 2019- 30 alumnos cuyo perfil corresponde a un “adulto trabajador”, quienes tienen más de 30 años y se repartieron en 25 carreras, no superando los dos alumnos por cada una de ellas.

Adicionalmente, y en cuanto a postgrados, en donde el segmento etario que predomina va de los 20 a los 30 años, se destaca que en 2018 un 9,57% de los alumnos –entre Especialidades de Salud, Magíster y Doctorados- tenían más de 40 años. No obstante, si se revisa la presencia del segmento de mayores de 50 años la cifra disminuye considerablemente, alcanzando estos tan sólo un 1,63%.

“La mayoría de quienes superan los 40 y 50 años se concentra en programas de magíster, aunque la participación de doctorados y magíster suele ser proporcional en el segmento de 40 años (cercano al 12% de participación por tipo de programa), pero mientras más adultos más probabilidad tienen de ingresar a un magíster que a un doctorado. De hecho, en 2018 no tuvimos ingresos de alumnos mayores de 50 años a doctorados”, señalaron a El Dínamo desde la Dirección de Postgrado de la Universidad de Concepción.

Asimismo, desde el plantel penquista afirmaron que “el segmento de mayores de 60 años es casi inexistente. Sin embargo, durante 2018 ingresó un alumno con más de 60 años a un magíster y tenemos un estudiante de doctorado – que ingresó en 2016- también con más de 60 años”.

Cabe mencionar que la oferta de programas de postgrados de la UdeC, por ejemplo, en el caso de magíster abarca las áreas de Ciencias Agropecuarias y Forestales, Ciencias Ambientales, Ciencias Biológicas, Ciencias de la Ingeniería, Ciencias de la Salud, Ciencias Económicas y Administrativas, Ciencias Físicas y Matemáticas, Ciencias Jurídicas y Sociales, Ciencias Naturales y Oceanográficas, Ciencias Químicas, Ciencias Sociales, Educación, Humanidades, Mineralogía y Geometalurgia, Ciencias Veterinarias y Arquitectura.

Universidad de Concepción

Relacionados

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día