Educación

Ministro Ávila afirmó que semana extra de receso de inverno "no son vacaciones"

El ministro de Educación también pidió a los padres mantener “dentro de lo posible” a sus hijos en la casa, para cumplir con el objetivo de evitar contagios con virus respiratorios.

El ministro aclaró algunos puntos de la medida. AGENCIA UNO/ARCHIVO
El ministro aclaró algunos puntos de la medida. AGENCIA UNO/ARCHIVO

El ministro de Educación, Marco Antonio Ávila, llamó a los padres y apoderados a que durante la semana extra de vacaciones de invierno puedan mantener “dentro de lo posible” a sus hijos en la casa, para así cumplir con el objetivo de bajar los contagios por virus respiratorios.

La autoridad respondió por las dudas generadas tras el adelanto y extensión del receso, que se aplicará en 14 regiones del país, y que implicará que el primer semestre termine el 29 de junio.

En declaraciones a El Mercurio, el secretario de Estado señaló que con esta decisión se busca “sostener la presencialidad de la enseñanza en el tiempo, y resguardar la salud” de los niños, enfatizando que es una ”medida excepcional y preventiva ante una emergencia sanitaria” para velar “por el bienestar de toda la población”.

Ávila reiteró además que el formato de las clases online es poco efectivo, ya que existe evidencia sobre la desigualdad provocada por el sistema.

“La educación a distancia cumple una función importante en situaciones de emergencia, aunque las clases presenciales han demostrado ser insustituibles. Sin embargo, en este caso optamos por adicionar cinco días extras de receso escolar porque hemos visto que un grupo importante de docentes tiene licencias médicas, por lo que las clases a distancia podrían ser una complicación para muchas comunidades”, añadió.

El ministro también respondió a los cuestionamientos a la medida, ya que algunos expertos creen que en los días de vacaciones los niños van a asistir a lugares aglomerados, por lo que no se lograría el efecto de reducción de movilidad necesario para bajar los contagios.

En ese sentido, la autoridad afirmó que la semana extra “no son vacaciones”, y que el incremento del receso no servirá si los menores no permanecen en sus hogares.

“Hacemos un llamado a las familias a que comprendan la urgencia de esta medida”, planteó, junto con pedir que los padres mantengan “dentro de lo posible” a sus hijos en las casas, “para que así se cumpla con el objetivo de reducir la circulación viral”.

Junto con esto, el titular del Mineduc aclaró que la semana extra de receso es la primera y que durante ese período se seguirá entregando el servicio de alimentación para los estudiantes que lo requieran. También precisó que los establecimientos que funcionan con trimestres también deberán adaptarse a la medida, incluso aunque no tuvieran vacaciones programadas para julio.

Más Noticias

Más Noticias