Educación

Orientación y nivelación: las claves para mejorar la progresión en la educación superior

¿Qué factores son importantes para que los estudiantes se mantengan en la Educación Superior? Varios y de diversa índole. Afortunadamente existen herramientas para abordarlos.

Imagen referencial de un estudiante de educación superior. Fuente: Pexels.
Imagen referencial de un estudiante de educación superior. Fuente: Pexels.

La progresión académica de los estudiantes en la Educación Superior depende de diversos factores, entre los que ciertamente están los económicos; psicológicos, como la vocación, las expectativas de la carrera y la motivación; y de desempeño académico.

Si bien, la llegada de la pandemia del Covid-19 determinó una mayor deserción de los estudios debido a la incertidumbre que genera la alerta sanitaria y el impacto que tuvo en la economía familiar, existen herramientas para combatir las otras causas.

Por ejemplo, en el caso de Inacap, el Subdirector de Proyectos Académicos, José Miguel Araus compartió a EL DÍNAMO las herramientas y estrategias con las que cuentan para apoyar a sus estudiantes en una exitosa progresión académica.

Orientación

El directivo de Inacap comentó que para evitar la deserción es importante que antes de elegir una carrera se identifiquen las áreas profesionales de interés, las carreras en Centros de Formación Técnica, Institutos Profesional y Universidades que mejor se adaptan a su perfil.

Por lo que, Inacap cuenta con un portal de Ruta Vocacional con diversas actividades descargables para guiar la decisión de los estudiantes, como estrategias grupales y lúdicas de autoconocimiento, los cuales podrán aportar a la exploración de su futuro vocacional. Este portal que se puede visitar en cualquier momento del año y es abierto a todo público.

“La ruta vocacional es un programa que ocurre en varias sesiones. La orientación vocacional no es solamente un test que me indica qué debería estudiar, sino que más bien es un proceso de autoconocimiento y de entender cuál es mi proyecto de vida”, explicó.

Prueba de Diagnostico

Una vez elegida la carrera, en el proceso de matrícula existe una evaluación diagnostica para conocer el nivel de las competencias básicas habilitantes para la educación superior; como matemáticas, lenguaje y tecnologías de la información.

Luego, con esos resultados se determinan los apoyos para el estudiante, los que ocurren previo al ingreso de clases o en paralelo a las primeras semanas.

Para los estudiantes que obtienen un resultado promedio, solo requieren de la asignatura sin nivelación. A su vez, existen estudiantes con un nivel de conocimiento tan alto que incluso se les reconoce la asignatura y no pasan por ese curso, porque en rigor ya cuentan con esos conocimientos y habilidades.

Respecto a los estudiantes que obtienen bajos resultados en la evaluación de diagnóstico, José Miguel indicó que no es un factor preocupante ya que se debe en su mayoría a la gran brecha que existe en la calidad de la educación básica y enseñanza media.

“Las experiencias escolares pueden ser muy distintas y pueden tener una mejor o peor base, pero eso no determina la habilidad del estudiante. Nosotros sabemos que hay estudiantes cuya base de conocimiento es débil, pero al entrar en un proceso de resolución de problemas pueden nivelarse. Es decir, alguien que tuvo un rendimiento bajo en la prueba diagnóstica no significa que no pueda surgir”, aseveró.

De hecho, al aplicar la misma evaluación posterior del proceso, han comprobado que efectivamente existe una progresión importante, sobre todo en los estudiantes que ingresan con un bajo nivel.

Nivelación

Si bien en Inacap las mallas curriculares cuentan con un componente de nivelación, Araus mencionó que existen estudiantes que requieren apoyos adicionales.

“Los estudiantes que tienen bajo rendimiento son acompañados durante el semestre. Ahí es donde surge el sistema de apoyo a la progresión, como son los programas de tutoría, en donde hay un equipo de tutores que van apoyando a los estudiantes que requieren de un mayor acompañamiento académico y socioemocional”, detalló Araus.

Explicó también que los tutores, que son académicos de la institución que se han formado para estas funciones, puede levantar información para intervenir y apoyar a ese estudiante o derivarlo, de ser necesario.

Herramientas tecnológicas

Otro apoyo son las herramientas tecnológicas. En Inacap cuentan con plataformas online que permiten reforzar los contenidos, conocimientos y habilidades de las ciencias básicas que componen las mallas de las diferentes carreras.

“Esto implica un estudio más didáctico e incluso más lúdico, en una metodología autoinstruccional de forma que vaya el estudiante reforzando su aprendizaje en diversas dimensiones del conocimiento”, concluyó Araus.

Más Noticias

Más Noticias