Entretención

“Me sentí violentado”: el cruce de Daniel Valenzuela y Sergio Rojas en Me Late Prime

El locutor radial aprovechó su visita al estelar de farándula para encarar al periodista.

Valenzuela recordó el día que perdió la paciencia con Rojas por hablar de él.
Valenzuela recordó el día que perdió la paciencia con Rojas por hablar de él.

Un tenso momento se vivió en la edición del lunes de Me Late Prime, cuando Daniel Valenzuela encaró a Sergio Rojas por todas las veces que habló de él y sus relaciones amorosas.

En medio de la conversación que sostenían junto a Andrés Caniulef y Antonella Ríos, el locutor radial le dijo al periodista que “hay formas y formas de decir las cosas”. Pero el panelista lo criticó por su falta de humor. “¿Por qué tan grave?”, le consultó a Valenzuela, quien indicó que “humor para ti puede que no sea humor para otra persona”.

Rojas sostuvo que “la gente tiene tan poco sentido del humor. Y lo que más me da rabia es que la gente delante tuyo no te dice nada. Cuando yo prefiero que me digan oye, fuiste súper desubicado. Como tú, que te excediste claramente, porque ahí ofreciendo los golpes”, insistiendo en que “te excediste, yo me sentí violentado”.

Daniela Valenzuela recordó “cuando tuvimos un encontrón” con Sergio Rojas, criticando que “siempre hablaba y yo tengo mucho sentido del humor. Hasta yo me he hue… y todo. Entonces lo escuchaba, pasaba. Porque Sergio a veces involucra a otros personajes que no tienen por qué estar”.

“Tú tienes que entender que a veces escucha una hija o un pariente, entonces claro, no todos lo reciben de la misma manera. Y ahí sí me calenté y después de la décima vez lo conchatumadrié”, añadió.

Rojas intentó explicarse, precisando que “yo siempre decía que es pobre, pero no era como pobre… O sea, en el fondo sí es un poco pobre. Pero no pobre por ti, pero cualquier persona que anduviese con la ex de un jugador de fútbol es pobre. Todos somos pobres”. Sin embargo, Valenzuela lo rebatió indicando que “tu relato siempre es desde ahí”.

“Siempre entendí que le causaba gracia, porque fue de un momento a otro, donde ya fue reiterativo. Pero está bien, porque a veces uno puede jugar con algo y uno no sabe cuando a la persona le hace el click”, precisó Sergio Rojas, quien quiso terminar el tema manifestando que “uno tiene que decir las cosas como son. ¿Más lindo que Arturo? Más lindo que Arturo. ¿Más pobre que Arturo? Más pobre que Arturo. ¿Más lindo que el Mono (Sánchez)? Más lindo que el Mono. ¿Economía? Similar”.

Más Noticias

Más Noticias