Entretención

Daniela Castillo recordó su paso por Rojo: “Me acuerdo de haber opinado y me mandaban a hablar con el director”

En el programa Un Tinto De Verano de Francisco Saavedra, la cantante abordó la imagen de niña cuica que tenía en el programa y lo que ocurrió muchas veces que entregaba su opinión.

Daniela Castillo fue parte de la primera generación de cantantes de Rojo. Foto: Instagram.
Daniela Castillo fue parte de la primera generación de cantantes de Rojo. Foto: Instagram.

En conversación con Francisco Saavedra en su programa por Instagram llamado Un Tinto de Verano, Daniela Castillo recordó su paso por Rojo luego de que el animador le consultara por qué la hacían parecer como la niña “cuica”.

“No sé, no sé… Bueno, después cacharon que tenía la pura cara (de cuica) no más. No sé, prejuicios, te encasillan. Creo que igual eran los tiempos, no es como ahora que ya no es tan encasillado, en realidad hoy el mundo es más diverso, no por vivir en un lugar vas a tener cierto pensamiento. Siento que hoy estamos en un momento también de transición súper importante y bueno, eso es bacán, que todo lo cuestionemos”, explicó la cantante.

En ese sentido, y luego de que le mostraran una imagen de su participación en el programa de TVN, Castillo continuó explicando que ahí era “todo era así: ‘No preguntes. Y silencio. Y no hables’. Era muy así. Yo salí de un colegio en una época en que era ‘calladita es más bonita’, y no hables y no opines”.

Daniela Castillo recordó que durante su paso por Rojo “me acuerdo de haber opinado muchas veces y me mandaban a Dirección, a hablar con el director del programa”.

“A pesar de que yo venía de un mundo como más correctito, más compuestito y con más reglas, yo tenía un pensamiento, quizás, un poco más artístico. Y yo decía: ‘¿En qué mundo estamos viviendo? No entiend por qué por opinar o por decir algo con respeto -que siempre lo decía con respeto- me mandan a Dirección como a quedarme callada. Como ‘Oye, ¿por qué opinaste?’, y yo era como: ‘¿Por qué? No entiendo’”, sostuvo.

Por último, concluyó que “igual todas esas barreras, paradigmas, cadenas, cosas con con las que entré al programa o que me pusieron a penas entré se fueron cayendo, porque no son sostenibles. Después te das a conocer y tus amigos también te conocen”.

Más Noticias

Más Noticias