Entretención

Después de haber cuidado a su mamá, Angie Alvarado se devuelve a Australia

Tras la exitosa cirugía a la que se sometió su madre, quien ya fue dada de alta, la ex chica reality Angie Alvarado retornó a Australia, país en el que reside junto a su novio.

¡Te tengo a mi lado y eso ya es tenerlo todo!,  te amo mamá, nos vemos pronto, por más tiempo y más regaloneos, escribió Angie Alvarado en sus redes sociales. INSTAGRAM
¡Te tengo a mi lado y eso ya es tenerlo todo!, te amo mamá, nos vemos pronto, por más tiempo y más regaloneos, escribió Angie Alvarado en sus redes sociales. INSTAGRAM

Hace algunos días Angie Alvarado hizo un viaje a Chile de emergencia al enterarse que su madre, Anita Alvarado, se encontraba internada en la Clínica Vespucio, en Santiago aquejada de una severa anemia provocada por una úlcera. En ese momento, a través de sus redes sociales, pidió donadores de sangre para que pudiera enfrentar una cirugía después de haber perdido muchos litros de sangre.

Una vez que Anita estaba repuesta y le dieron el alta médica, pudo ir a dejar al Aeropuerto Nuevo Pudahuel a despedir a su hija, ahí también aprovechó de agradecer a toda la gente que estuvo preocupada por ella, que “donó sangre, que estuvo en oración y pidió por mí, que preguntó, que llamó”. 

También a través de su Instagram, la empresaria dijo que la despedida “era un sufrimiento con alegría” y en esa instancia también destacó la labor de todo el equipo médico que la atendió durante su hospitalización.

“Estoy en el aeropuerto para despedir a mi hija Angie, que vino exclusivamente porque estaba enfermita”, señaló la Geisha en sus redes sociales.

Por su parte, Angie también agradeció “a todos los que preocuparon por mi mamá. La dejo en buenas manos”, dijo antes de embarcarse en su vuelo de retorno a Australia, país donde reside.

Durante la emergencia médica, Angie relató que todo comenzó cuando Anita llegó a la clínica por un dolor de estómago. “Le dijeron que había una fuga de sangre y después de una endoscopía y colonoscopía encontraron todo mal”. Además, señaló, “tiene unos quistes y debe sacarse el útero y los ovarios el martes. Que le llegue la menstruación es muy grave”. Luego, de la cirugía Anita se recuperó rápidamente y fue dada de alta.

Durante su paso por la clínica, Alvarado aseguró que “si estoy viva, es porque Dios lo permitió así y me puso un equipo de doctores maravillosos”. También agregó que “decidió absolutamente que tengo que caminar, no puedo echarme en la cama y definitivamente este fin de semana se lo voy a dedicar a mis hijos”.

Más Noticias

Más Noticias