Entretención

Directores y guionistas presentarán denuncia contra canales de TV por repetición de teleseries

La Corporación de Directores y Guionistas audiovisuales de Chile (DYGA) tomó la decisión tras el fracaso en las negociaciones que mantenían con Anatel.

Vicente Sabatini es quien preside la Corporación de Directores y Guionistas audiovisuales de Chile (DYGA). AGENCIA UNO/ARCHIVO.
Vicente Sabatini es quien preside la Corporación de Directores y Guionistas audiovisuales de Chile (DYGA). AGENCIA UNO/ARCHIVO.

La Corporación de Directores y Guionistas audiovisuales de Chile (DYGA) anunció que presentará una denuncia en contra de los canales de televisión por la repetición de teleseries, luego de cuatro años de negociaciones Anatel por el pago de derechos de autor a directores y guionistas consagrados en la Ley 20.959 (Ley Larraín).

Según precisó el organismo, a través de un comunicado publicado en su sitio web y redes sociales, las conversaciones con los canales de televisión, que ha liderado el abogado Juan Pablo Hermosilla, “han fracasado nuevamente por el contumaz incumplimiento de Anatel de los plazos prometidos por ellos mismos en la mesa de negociación”.

A ello, sumaron que Mega ya estaba preparando y presentó una demanda en contra de DYGA por “infracción a la Ley 17.336” (Ley de Propiedad Intelectual) “al mismo tiempo que formaba parte de la mesa negociadora”. 

“Una clara demostración de mala fe y de que no existía ninguna intención de suscribir un acuerdo”, señalaron desde la organización que preside el director Vicente Sabatini, recordado por estar detrás de clásicas producciones dramáticas.

“Los dueños de los principales canales de televisión abierta han decidido incumplir la ley que rige en Chile desde abril de 2017 y que consagra el derecho de directores y guionistas a percibir una remuneración por la comunicación pública de sus obras”, precisaron en el documento. 

Según postularon, “estos derechos han sido sistemática y persistentemente violados por decisión de los grupos económicos (Bethia y familia Luksic), por una empresa extranjera (Warner Media, ahora ViacomCBS) y, aunque duela decirlo, también por el Estado de Chile, propietario de TVN, la televisión pública de este país”.

Desde DYGA aseguraron que esperaban que el canal público tuviera “un liderazgo moral y ético en una industria dominada por capitales privados por la defensa irrestricta de los derechos de un grupo importante de trabajadores de la cultura".

“Esperamos de las autoridades de nuestro Gobierno, el Gobierno de todos los chilenos, actitudes claras de defensa de estos derechos y de ninguna tolerancia al incumplimiento de las leyes”, cerraron.

Más Noticias

Más Noticias