Entretención

El mismo fin de semana: Patricia Maldonado y Luis Jara recordaron sus respectivas salidas de Mucho Gusto

La ex panelista y el ex conductor del matinal de Mega compartieron los motivos que los llevaron a alejarse del programa.

Patricia Maldonado y Luis Jara relataron sus salidas de Mucho Gusto en La Divina Comida y De Tú a Tú, respectivamente. INSTAGRAM.
Patricia Maldonado y Luis Jara relataron sus salidas de Mucho Gusto en La Divina Comida y De Tú a Tú, respectivamente. INSTAGRAM.

Separados por miles de kilómetros y a través de dos canales distintos, pero con pocas horas de diferencia, Patricia Maldonado y Luis Jara recodaron sus respectivas y polémicas salidas de Mucho Gusto, el matinal de Mega.

Los cantantes y animadores, que compartieron pantalla en el programa de las mañanas, dieron a conocer sus sensaciones sobre el tema en distintos contextos.

En el caso de Patricia Maldonado, todo se produjo durante el programa La Divina Comida, de Chilevisión, donde la también opinóloga relató lo que ocurrió con su abrupta salida de pantalla, que se produjo en medio del estallido social.

Paty Maldonado no apareció más en el Mucho Gusto y cuando su contrato finalizó en noviembre de 2020, no le fue renovado.

"A mi me trae mucha nostalgia, porque era un programa de mucho respeto. Me dolió mucho que me sacaran y que no me dijeran el por qué", aseveró la también actriz y comentarista.

Dijo que considera que todo se debió a su tendencia política: "Yo creo que en el fondo, pensaron put... la Paty Maldonado, tiene una tendencia política, nos puede cag...', qué sé yo", sostuvo.

Aseguró que para ella hubiera sido bueno "que alguien te diga 'sabes, te vamos a sacar por esto, por esto y por esto¿".

"Nadie se atrevió a hablar conmigo. Tengo que confesarlo me dolió, no puedo decir que no, si, me dolió. Muchísimo me dolió", admitió en el estelar de Chilevisión.

Cuando Luis Jara se fue de Mucho Gusto

24 horas más tarde, la noche del domingo, Luis Jara también se refirió a su salida del Mucho Gusto, aunque su dolor con el tema tiene más que ver con el bullying del que fue objeto por redes sociales durante su permanencia como conductor del matinal de Mega, que con problemas o asuntos sin solucionar con el equipo del programa.

Fue en la conversación que mantuvo con Martín Cárcamo, en el De Tú a Tú, que Luis Jara recordó los complicados momentos que lo llevaron a tomar la decisión de alejarse del programa.

"Las redes sociales fueron brutales conmigo", contó, dando una pista de hacia dónde iba el tema.

Y reveló una conversación que mantuvo con Silvana Hasbún, su esposa. "Un día ella me dice que no le gusta esto de que me molesten con el ego. Ay pero si es un juego´', le digo. Y me dice: 'Es que la gente no lo va a entender. Tener ego en Chile no se entiende, se entiende como una persona individualista, egoísta, poco empática. Y tú no eres así, y esto te va a pasar la cuenta'", le contó al rostro de Canal 13.

Pero el tema fue escalando. "Incluso algunas personas que trabajaban en la tele y que me habían conocido se sentaban en algunos sets de televisión para hablar de mi ego", reveló Luis Jara.

A tanto llegó el asunto, que "le ofrecí a Mega salir de la tele. Se lo planteé al director ejecutivo y le dije 'No quiero más'", recordó, y dijo que el canal le dio siete meses de permiso para recuperarse. La idea era que después volviera a su trabajo.

A Miami

"Llegué a la casa y me pegué una buena llorada, porque solté una mochila que venía cargando muy fuerte, muy dura. Y la Silvana me dijo que administrara esos siete meses porque es un regalo en este momento de mi vida. Y es increíble, pero no supe qué hacer con mi tiempo libre", sostuvo.

Luis Jara viajó a Miami, "y en cuatro días me aparecieron todos los demonios. miedos, culpas, trancas. Estuve cuatro noches con insomnio, cuatro noches llorando y cuatro noches prácticamente sin comer. Hasta que un día me desperté con un afán: ser libre (...) Hoy sé estar solo, y es espectacular", contó.

Con esa vivencia decidió darle un giro a su vida y firmó su finiquito con Mega.

"Bajé al auto, la Silvana me pregunta cómo estoy. Y me cayeron mis lágrimas. Cerré un ciclo en la mejor manera en que alguien lo puede cerrar, lleno de abrazos, en paz, tranquilo. Y si no estoy en la tele el país sigue, mis hijos crecen, no pasa nada, no le pasa nada al país, a nadie. Al único que le importa es a esta persona, a mí", cerró.

Más Noticias

Más Noticias