Entretención

El romance que se está tomando las cocinas de El Discípulo del Chef

El coqueteo entre los participantes de El Discípulo del Chef quedó en evidencia durante el episodio de este martes.

El equipo verde y el equipo azul están atento ante el romance de sus compañeros en El Discípulo del Chef. CHILEVISIÓN.
El equipo verde y el equipo azul están atento ante el romance de sus compañeros en El Discípulo del Chef. CHILEVISIÓN.

El Discípulo del Chef, programa de cocina de Chilevisión, no solo llama la atención por su ardua competencia, sino porque el amor también ronda el estudio.

Desde hace semanas que se rumoreaba de un posible romance entre la integrante del equipo azul, Miel Blanca, y el participante del equipo verde, Max Cabezón.

Fue Leonora Saavedra la que sembró la duda en primera instancia sobre los primeros acercamientos entre estos dos “discípulos”, pese a que ambos lo negaron en esa oportunidad.

Con el paso de los capítulos, los comentarios sobre un amorío entre Blanca y Cabezón continuaron entre los participantes de El Discípulo del Chef.

Pero fue en el episodio de este martes cuando ya quedó en evidencia. Max Cabezón siguió el consejo que le dio Daniela Castro y le llevó un chocolate de regalo a Miel Blanca.

Fue en medio de la prueba por equipos cuando el finalista de MasterChef se acercó a la ganadora de la primera temporada del programa de Chilevisión.

“Te traje un chocolate de matcha para que puedas endulzar tu vida y te vaya bien en la competencia”, le dijo Cabezón a una nerviosa blanca.

“Se la está jugando”

El romántico gesto se vio interrumpido por Ennio Carota, quien obligó a su “discípulo” a retomar su labor en las cocinas. “Esto es El Discípulo del Chef, no Tinder”, le reclamó el italiano.

En tanto, Miel Blanca se derritió con el regalo que le dio Max Cabezón. “¡Me encanta!”, reconoció ante las cámaras. “Se la está jugando, qué bueno, me gusta. Veamos qué pasa”, señaló, para luego en el confesionario agregar que “me encanta, lindo Max. Se la tiene que jugar, se la está jugando bien”.

Posteriormente, la joven integrante del equipo azul le lanzó un beso desde el otro lado del estudio al verde, lo que lo puso aún más nervioso.

Ennio Carota, en tanto, continuó atacándolo y le advirtió a Cabezón que si tenía la posibilidad, lo iba a cambiar en el próximo trueque de participantes.

Más Noticias

Más Noticias