Entretención

Equipos de El Discípulo del Chef se acusaron mutuamente de hacer trampa

Ollas en las encimeras, un hervidor encendido y accesorios para realizar las preparaciones fueron algunas de las acusaciones que se vivieron en el programa de cocina.

Fue Carlos Díaz quien comenzó con las acusaciones en El Discípulo del Chef. CHILEVISIÓN.
Fue Carlos Díaz quien comenzó con las acusaciones en El Discípulo del Chef. CHILEVISIÓN.

Una inusual situación se vivió en el episodio de este miércoles de El Discípulo del Chef, luego de que entre los tres equipos se acusaran de hacer trampa, previo a iniciar la competencia.

Tras entregar las instrucciones, Emilia Daiber le dio la palabra a Carlos Díaz, quien tenía algo que decir frente a todos. “Yo quiero saber si están las ollas prendidas, porque supuestamente todavía no empezamos”, dijo el actor, apuntando al equipo azul.

Ante la acusación, Camila Ruiz le aclaró que “no hay ninguna olla prendida”, pero el intérprete insistió en que “veo ollas encima de las encimeras y de acá no alcanzo a ver si están prendidas”.

A ellos se sumó Miel Blanca, quien invitó a Díaz a “hacer un tour por la cocina” para que verifique que no hay nada encendido. Para apaciguar las aguas, el actor aseguró que “no, no, confío. Confío en mis compañeros”.

En el confesionario de El Discípulo del Chef, Carlos Díaz explicó que “yo veo que están las ollas listas ahí, justo. Entonces yo me pregunto: ¿Esas ollas ya están con agua, con aceite o lo que sea, prendidas para empezar a trabajar?”.

Como si eso fuera poco, Ennio Carota se sumó a la discusión, apuntando al equipo rojo porque “tienen la máquina de vacío ahí”. Miel Blanca, en tanto, exigió “un mea culpa ahí”. Ante las cámaras, la ganadora de la primera temporada del programa de cocina indicó: “Pero qué barzudo (sic.). Yo amo a Carlos, pero la media perso, si estos cabros desde antes tenían su ollita ahí”:

Posteriormente, desde el equipo verde apuntaron a que había un hervidor encendido. 

Material extra

Una vez que se superó este impasse en El Discípulo del Chef, minutos más tarde, Karen Bejarano dio cuenta de otra situación con el equipo verde.

“Una compañera me dijo que allá al frente habían traído cosas de repostería como oro para pintar. Imagínate, traen hasta oro”, reclamó.

Nicole Ángel hizo eco de esto preguntando si estaban siendo acusados de hacer trampa. Por lo mismo, quiso explicar que “yo hablé con producción para tener una despensa con cosas como colorantes, mini espátulas para templar chocolates o traer un mi mármol para que si en algún momento debamos usar chocolate, podamos ocuparlo”.

“No son ingredientes. Son herramientas que estarán en la cocina para que cualquier persona las pueda ocupar, no solo yo. Están disponibles para todo uso”, agregó.

Ante las acusaciones de hacer trampa, la integrante del equipo verde de El Discípulo del Chef indicó que “no somos tramposos. Siempre lo hicimos con la mayor claridad al hablar con nuestro chef y si él lo autoriza, no veo la trampa”.

Por último, Bejarano afirmó que “cero ataque en contra de ella, solo queríamos saber si podríamos llevar nuestras cosas que sería lo lógico. La culpa de todo esto la tiene Ennio, porque le dijo que las trajera no más”.

Más Noticias

Más Noticias