Entretención

Las tendencias de maquillaje que marcarán este invierno 2021

Desde delineados de ojos en forma de ala hasta retomar una moda de los 80’ en cuanto a maquillaje de labios, son algunas de las novedades que veremos en esta temporada.

El procurar una piel luminosa y muy natural, con una base casi invisible, también se seguirá llevando. FREEPIK
El procurar una piel luminosa y muy natural, con una base casi invisible, también se seguirá llevando. FREEPIK

A poco más de un mes de que comience el invierno en Chile, ya están haciendo ruido las tendencias de maquillaje que se verán en esta próxima temporada, atendiendo a lo que ya fue furor en Europa y Estados Unidos.

Para conocer en detalle qué es lo que viene y cómo aplicarlo, EL DÍNAMO conversó con Donna Bendahan (@donnabend), make up artist y quien actualmente trabaja en Blow Up Bar (@blowupbar), en la comuna de Vitacura.

Base y piel luminosa

Tal como se viene viendo hace ya un tiempo, la tendencia es lucir una piel luminosa, con una base -y corrector- casi invisible, con el fin de irradiar naturalidad. Y para lograr ese efecto, lo que se recomienda es no aplicar el producto en su estado puro, sino que combinarlo con aceites o con un sérum, en proporciones iguales.

Por ejemplo, si tu base es muy mate, la puedes mezclar con un iluminador líquido, mientras que al corrector de ojeras le puedes añadir contorno de ojos, y vas aplicando de menos a más. Luego, para los toques finales puedes usar una Beauty Blender húmeda, con el objetivo de que los productos penetren en la piel y no se vea una superficie falsa.

De todas maneras, hay varias marcas que cuentan con bases de maquillaje iluminadoras y, en ese caso, no es necesario mezclarlas con otro producto.

Rubores en crema y efecto lifting

Lo que prima son los rubores en crema, y si no tienes uno, puedes usar un labial. En cuanto a colores, la tendencia se inclina por los tonos rosa y damasco, los cuales se deben aplicar en parte alta de los pómulos. Esto, ya que lo que se busca es obtener efecto lifting, pero natural.

Adiós al contorno recargado

Ahora, el objetivo será trabajarlo de manera suave. Para eso, Donna recomienda utilizar un Bronzer en vez de los contornos en crema, bien definidos, que ya están “un poco pasados de moda”.

“Puede ser un Bronzer en crema o en polvo, y trabajarlo como siempre en una forma más diagonal y hacia arriba, para lograr ese efecto de levantar el rostro, y difuminarlo súper bien”, agregó la make up artist.

Iluminador justo y preciso

Lo ideal es que se utilice un iluminador en crema, en barra o líquido, y si se va a emplear un iluminador en polvo, ojalá no tenga partículas tan gruesas.

Pero, lo más importante, es solamente darle luz a ciertos puntos, como son los lagrimales, el arco de Cupido, la parte alta de los pómulos, y en la punta de arriba de la nariz y en el puente que se forma entre los dos ojos; jamás en toda la nariz.

Cejas ascendentes

Si bien las cejas se llevan gruesas, ya no son esas cejas de antes que había que maquillarlas y rellenarlas muchísimo y que, por ende, daban un aspecto muy duro. Lo que ahora se lleva son las cejas cepilladas hacia arriba y, para ello, ojalá hacerlo con esos cepillos diseñados para esta área.

Además, “hay pomadas para fijarlas que son espectaculares, y si no tienes una, puedes tomar una barra de jabón de glicerina, ponerle un poco de agua, agua de rosas o algún fijador de maquillaje, y cepillarlas todas hacia arriba, y que se vea un poco de piel entre pelo y pelo, porque te abre mucho la mirada. Y si vas a tener que rellenar, sólo que sea lo justo y necesario, donde haya mucho espacio”, explicó Bend.

Ojos llamativos

En cuanto a las sombras de ojos, los protagonistas serán los tonos metalizados y brillantes, como el dorado, aunque también se llevarán mucho el azul y los verdes, pero todo en colores vivos.

Por otro lado, la tendencia en delineado es terminarlo en forma de ala y bien hacia arriba, como si fuese una aleta de tiburón que va casi desde la mitad del ojo hacia afuera. “Y, la parte de afuera del ala tiene que ser un poco ancha, y se trabaja más la parte superior que los delineados inferiores”, añadió la especialista.

Con respecto a los colores, el negro siempre será una buena jugada, aunque igualmente podrías valerte de un rosado, un color berenjena, colores violetas, azules o verdes.

“Todo delineado bien gráfico, más definido, está bien de moda. Lo llaman delineado en forma de diamante o delineado en forma de ala. Y no tiene que ser necesariamente con un delineador en gel o líquido, pues ese efecto también se puede hacer con una sombra, con lápiz, con gel o incluso puedes usar las tres cosas a la vez y difuminarlo un poco, y queda súper bonito”, detalló Donna.

Pestañas despampanantes

La tendencia que marcará este invierno apunta a enfocarse en las pestañas desde la mitad del ojo hacia afuera. Y para ello, lo recomendable es utilizar productos a prueba de agua, sean lápices o máscaras.

“Lo que hago es encresparlas, pero más la parte externa del ojo que la interna, porque quiero que se vea como si las pestañas estuviesen mucho más largas en la parte de afuera y se produzca el efecto de levantar el ojo. A veces pongo polvo traslúcido en las pestañas, le pongo una capa o dos de máscara de pestaña normal, y encima de eso le pongo una a prueba de agua, y eso me ha funcionado súper bien, especialmente en quienes usamos mascarillas con anteojos, que suelen empañarse”, especificó Bend.

De igual manera, las pestañas postizas están muy de moda, y tal como sucede con las máscaras, las que más favorecen a cualquier tipo de ojo son las que van desde la mitad del ojo hacia fuera. En caso de no encontrar, se pueden comprar pestañas postizas tradicionales y cortarlas a la mitad, y posteriormente colocarlas en los extremos de los ojos.

Labios y un mix de opciones

Según la make up artist de Blow Up Bar, lo que se lleva son los colores berenjenas, los rojos o los metálicos, en general los colores fuertes. Pero también está muy de moda el denominado “efecto del labio mordido”, que es muy tendencia ligada a la belleza coreana.

Con respecto a esta última, lo que sucede es que “no lo perfilas totalmente, sino que lo rellenas con labial y pasas un poco de corrector para difuminar el labio, especialmente en los bordes”, explicó Donna.

Mientras que, si vas a usar un color nude, y tal como era furor en los 80′ y 90′, lo que se lleva es que el lápiz delineador sea un poco más oscuro que el labial, y luego poner corrector o un iluminador solamente en la parte central del labio, como si fuera una especie de degradé.

Toques finales

Para que nuestro maquillaje se mantenga perfecto por horas, es fundamental aplicar un fijador, siendo ideal que sea en spray. Esto, considerando que, aunque el polvo traslúcido es muy bueno, hay que tener mucho cuidado en cómo utilizarlo, porque en exceso puede quitar el efecto de piel luminosa anteriormente logrado.

“Tomo un fijador de maquillaje en spray y lo aplico a una brocha grande, y con ella voy dando golpecitos a todos los lugares donde quiero sellar el maquillaje”, explicó Donna Bend.

Y para dar el toque final a este maquillaje de lujo, acorde a lo que se llevará este invierno, no pueden faltar los perfumes, siendo uno de los recomendados Lancôme La Nuit Trésor, con su aroma suave y floral, y si eres hombre y no te quieres quedar fuera de las tendencias, una de las opciones perfectas para ti sería Paco Rabanne Invictus, con sus agradables notas de madera.

Más Noticias

Más Noticias