Mujer

Ley Sharia: el orden que deberán obedecer las mujeres en Afganistán

Los polémicos líderes en el país ‘aseguran’ que las mujeres no serán despojadas de derechos y que sólo tendrán que obedecer en el nuevo orden esta ley islámica. Revisa de qué trata.

Ley Sharia: el orden que deberán obedecer las mujeres en Afganistán
Por:  Lucy Willson

Antes de la pandemia. Antes de las elecciones norteamericanas. Antes de Las Tesis. Antes de las alertas en redes sociales. Muchísimo antes distintas instituciones y reportes internacionales tenían sus ojos puestos en los radicales cambios que iban a vivir las mujeres de Afganistán una vez que las tropas norteamericanas se retiraran de ese territorio.

No hay excusa de ‘sorpresa’ frente a la fragilidad femenina. Pasan los días y queda más en evidencia en que sólo se esquivó la mirada.

“Un enorme signo de interrogación se cierne sobre el destino de las mujeres afganas y sus derechos. El acuerdo que Estados Unidos firmó con los talibanes en Doha el 29 de febrero de 2020 deja el futuro de las mujeres afganas completamente en manos de los resultados de las negociaciones intra-talibanes y los desarrollos en el campo de batalla”, informaba un preocupante ensayo publicado por The Brookings Institution, que promueve la investigación de expertos en gobierno y académicos.

En pleno proceso de negociaciones Mona Tajali y Homa Hoodfar escribían para The Conversation: “Los talibanes afirman que sus opiniones sobre las mujeres han evolucionado. Pero en algunas regiones de Afganistán controladas por los talibanes, las niñas no pueden recibir educación después de la pubertad, en violación de la constitución afgana. Y aunque las mujeres son elegidas y designadas para puestos de alto nivel a nivel nacional, su participación política está restringida en las regiones controladas por los talibanes”.

Ya tomado el poder en Afganistán por los talbanes y ante la alarma mundial por el repliegue de mujeres aterradas -especialmente aquellas que tuvieron notoriedad por sus trabajos por los derechos de género en los últimos años a espacios cerrados – para no ser víctimas de acciones violentas de los nuevos gobernantes, estos últimos ya en control y conscientes de los ojos del mundo señalaron en conferencia de prensa que no iban a actuar como en los terroríficos años 90.

En una iniciativa de mejorar su imagen declararon en una conferencia de prensa la semana pasada su ‘renovada’ postura. El portavoz de los talibanes, Zabihullah Mujahid, en su primera aparición pública en Kabul afirmó que las mujeres “tendrán todos sus derechos dentro de la Sharia”, las leyes islámicas.  Y que si respetaban ese orden podrían continuar sus trabajos.

Este anuncio fue recibido con escepticismo, luego de que en marzo tres mujeres afganas que trabajaban en medios fueran asesinadas a tiros en Jalalabad, acto que siguió al ataque en enero realizaron hombres armados -no identificados- que mataron a dos juezas de la Corte Suprema en Kabul.

La corresponsal de CNN en Kabul, Clarissa Ward, también mantiene distancia ante ese anuncio. En vivo la valiente periodista demuestra que ya no se ven mujeres en las calles. También la profesional pudo hablar con mujeres dentro del complejo de los talibanes, quienes les dijeron que definitivamente no tendrían acceso a las escuelas una vez que se completara la toma del país por los talibanes. “Por supuesto que no, las niñas no van a la escuela”, le dijo una afgana en una entrevista fuera de cámara. “El Taliban dice que eso es malo”.

Pero, ¿qué es la Ley Sharia?

Los medios internacionales tratan de traducir ese orden y su significado para las mujeres. Esta son algunas de sus coordenadas.

Hay tantas interpretaciones diferentes de lo que realmente significa la Sharia que, en algunos lugares, se puede incorporar a los sistemas políticos con relativa facilidad”, según explica Steven A Cook, del Consejo de Relaciones Exteriores británicos a Sky News.

Algunas de esas interpretaciones de la ley Sharia se utilizan para justificar castigos crueles que incluyen la amputación y la lapidación, así como el trato desigual de las mujeres en cuanto a herencia, vestimenta e independencia.

Más Noticias

Más Noticias