Mundo

EEUU impone nuevas sanciones contra veintena de empresas rusas de defensa

La Casa Blanca prometió que Estados Unidos tomará medidas para "responsabilizar" a Bielorrusia "por permitir" la invasión de Ucrania por parte de Rusia.

Estados Unidos ha querido enfatizar que junto a sus colaboradores está persiguiendo "a los colaboradores de Putin y a sus familias".Estados Unidos ha querido enfatizar que junto a sus colaboradores está persiguiendo "a los colaboradores de Putin y a sus familias".
Estados Unidos ha querido enfatizar que junto a sus colaboradores está persiguiendo "a los colaboradores de Putin y a sus familias".

El Gobierno de Estados Unidos anunció la puesta en marcha de nuevas sanciones económicas para Rusia y Bielorrusia, en represalia por la "brutal" agresión a Ucrania, en esta ocasión contra empresas de defensa y alta tecnología.

La Casa Blanca prometió que Estados Unidos tomará medidas para "responsabilizar" a Bielorrusia "por permitir" la invasión de Ucrania por parte del presidente de Rusia, Vladimir Putin, así como para "debilitar al sector de defensa ruso y su poder militar en los años venideros".

Las nuevas sanciones afectan a 22 empresas de defensa rusas, entre ellas algunas dedicadas a la fabricación de aviones de combate, vehículos de infantería, sistemas de guerra electrónica, misiles y vehículos aéreos no tripulados para el Ejército. Estas medidas apuntan a "las fuentes de riqueza más importantes de Rusia", además de prohibir a sus aerolíneas ocupar el espacio aéreo estadounidense.

"Rusia se ha convertido en un paria económico y financiero mundial. Más de treinta países que representan más de la mitad de la economía mundial han anunciado sanciones y controles de exportación contra Rusia", que "está aún más aislada del sistema financiero y comercial internacional".

Washington ha recalcado que con esta nueva batería de sanciones, la comunidad internacional está impidiendo que Putin pueda acceder "a su cofre de guerra para suavizar el golpe" de las restricciones que se han ido imponiendo hasta ahora, con las cuales además busca "degradar con el tiempo el estatus de Rusia como proveedor líder de energía".

En lo que respecta a Bielorrusia, Washington ha preparado una serie de medidas "radicales" con las que busca ahogar la importación de bienes tecnológicos como represalia "a su apoyo a la guerra elegida por Putin".

"Estas restricciones ayudarán a prevenir el desvío hacia Rusia de artículos, tecnologías y software a través de Bielorrusia, empeorando significativamente la capacidad de ambos países para sostener su agresión militar".

Por último, Estados Unidos ha querido enfatizar que junto a sus colaboradores está persiguiendo "a los colaboradores de Putin y a sus familias", identificando y congelando los numerosos activos que tienen bajo sus jurisdicciones, como "yates, apartamentos de lujo, dinero y otras ganancias ilícitas", enumera. 

Más Noticias

Más Noticias