Mundo

Harvard revela los secretos del aceite de oliva

Los expertos realizaron seguimiento a un total de 60.582 mujeres y 31.801 hombres de diferentes países que no padecían enfermedades cardiovasculares ni cáncer al inicio del estudio.

El estudio examinó durante 28 años si el aceite de oliva está asociado a la mortalidad. AGENCIA UNO/ARCHIVOEl estudio examinó durante 28 años si el aceite de oliva está asociado a la mortalidad. AGENCIA UNO/ARCHIVO
El estudio examinó durante 28 años si el aceite de oliva está asociado a la mortalidad. AGENCIA UNO/ARCHIVO

En la actualidad, el aceite de oliva es considerado uno de los  más saludables que existen para cocinar.

Entre los principales beneficios que los nutricionistas destacan del aceite de oliva es que al extraerse de las grasas naturales de las aceitunas, el aceite contiene ácidos grasos como el omega-6 y omega-3, dos sustancias que demostraron ser de total beneficio para la salud y para prevenir en especial enfermedades relacionadas con el corazón.

Sin embargo, lo que no se sabía es que el producto estrella de la dieta mediterránea tiene el poder de disminuir el riesgo de muerte prematura, según reveló un estudio de la Universidad de Harvard.

Según indicaron los científicos de Harvard, el estudio examinó durante 28 años si el aceite de oliva está asociado a la mortalidad por causas específicas en las personas. 

Junto a ello, los expertos realizaron seguimiento a un total de 60.582 mujeres y 31.801 hombres de diferentes países que no padecían enfermedades cardiovasculares ni cáncer al inicio del estudio.  

Los resultados de la investigación arrojaron que los participantes que consumían la mayor cantidad de este ingrediente (más de 1/2 cucharada o 7 gramos por día) tenían:

¿Cómo incorporar el aceite de oliva?

Harvard recomendó que para cocinar y hornear se debe usar el aceite de oliva virgen, y el extra virgen idealmente es para ser utilizado en aderezos de ensaladas o salsas.

El estudio fue liderado por los investigadores Marta Guasch-Ferré y Frank Hu y también contó con la participación del investigador del CIBEROBN Jordi Salas Salvadó, jefe de grupo en la Universidad Rovira i Virgili.

Más Noticias

Más Noticias