Mundo

Pfizer redujo a la mitad su producción inicial de la vacuna por problemas logísticos

La farmacéutica estadounidense rebajó a 50 millones la cifra de dosis comprometidas para 2020, aunque la producción posterior sería más rápida.

Sede del laboratorio. Foto: Lauri Silvennoinen/Wikimedia Commons
Sede del laboratorio. Foto: Lauri Silvennoinen/Wikimedia Commons

La farmacéutica estadounidense Pfizer redujo a la mitad la producción inicial de la vacuna contra el coronavirus que tenía estimada para lo que queda de 2020, debido a problemas logísticos ligados a su elaboración.

Un portavoz de la compañía señaló a la agencia Reuters que de las 100 millones de dosis proyectadas para diciembre solo se fabricarán 50 millones, lo que implicará la inoculación de 25 millones de personas, ya que la vacuna se suministra en dos dosis.

El representante de la empresa señaló que el problema se generó porque “la ampliación de la cadena de suministro de materia prima tomó más tiempo del esperado”.

A esto se sumó la declaración de otro funcionario ligado a la investigación, quien señaló a The Wall Street Journal que “algunos de los primeros lotes no cumplieron con los estándares” de calidad, lo que provocó retrasos en la producción.

De todos modos, desde el laboratorio aseguraron que se realizaron modificaciones en la línea de producción, las que permitirán que las próximas dosis se fabriquen mucho más rápido, cumpliendo así con los compromisos con los diversos países con los que se firmaron los contratos.

Más allá de la producción, una de las dificultades logísticas de la vacuna de Pfizer es su transporte y almacenamiento, ya que para ser conservada requiere de una refrigeración de -70°C.

Más Noticias

Más Noticias