Mundo

Putin tiene una nieta de apellido Zelenski

A pesar de que no tiene ningún nexo con el presidente de Ucrania, Volodomir Zelenski, la hija de Vladimir Putin tiene una hija con Igor Zelenski, bailarín y ex director de Ballet Estatal de Baviera.

AGENCIA UNO
AGENCIA UNO

Katerina Tikhonova, la hija más pequeña de Putin, nació hace 35 años en Dresde, Alemania, mientras el mandatario ruso trabajaba, previamente a la caída del Muro de Berlín, como agente del KGB. Actualmente es ejecutiva de empresas y fundaciones y practica bailes acrobáticos, una de sus grandes pasiones.

Su pareja, Igor Zelenski, 52 años, destacado bailarín, quien hasta hace poco dirigió el Ballet Estatal de Baviera, al cual tuvo que renunciar por no condenar la invasión rusa a Ucrania. “Nunca comentó nada sobre su vida privada. Es muy reservado y no hacía mucha vida social en Múnich”, declaró un vocero del Ballet de Baviera.

La pareja nunca ha dado detalles de cuando se conocieron ni tampoco fotos de ellos juntos. Ello porque tanto Zelenski como Katerina intentan mantener sus vidas íntimas con un muy bajo perfil. Fue el medio alemán Der Spiegel, el que filtró que Katerina y su hija volaron más de 50 veces a Múnich en los últimos dos años con personal de seguridad a encontrarse con Zelenski.

A pesar del alcance de apellidos entre la nieta del presidente Putin y el presidente ucraniano, se descartó una relación entre ambos. La pareja de Katerina es nacida en Rusia y de raíces georgianas. Katerina Tikhonova, que utiliza el apellido de su abuela, nunca ha dado entrevistas mencionando ser la hija del presidente ruso y las escasas fotografías con que se cuentan, son en el marco de concursos que ha participado en Europa occidental.
 

Más Noticias

Más Noticias