Mundo

Tribunal Constitucional de Perú ordenó dejar en libertad a Alberto Fujimori

La corte aprobó un recurso presentado por la defensa del ex presidente peruano, que buscaba revertir la anulación del indulto que se le había concedido en 2017.

El ex mandatario junto con su hija, la ex candidata presidencial Keiko Fujimori. INSTAGRAM/KEIKOFUJIMORIH/ARCHIVOEl ex mandatario junto con su hija, la ex candidata presidencial Keiko Fujimori. INSTAGRAM/KEIKOFUJIMORIH/ARCHIVO
El ex mandatario junto con su hija, la ex candidata presidencial Keiko Fujimori. INSTAGRAM/KEIKOFUJIMORIH/ARCHIVO

El Tribunal Constitucional de Perú ordenó durante este jueves la liberación del ex presidente del país, Alberto Fujimori, quien se encuentra detenido por diversas causas de violaciones a los derechos humanos cometidas durante su gobierno, el que se extendió entre los años 1990 y 2000.

Según lo publicado por RPP Noticias, la corte concedió el hábeas corpus que había presentado la defensa del ex mandatario, recurso con el que se buscaba dejar sin efecto la anulación del indulto humanitario que se le había entregado a fines de 2017.

Fujimori había sido indultado por el ex presidente Pedro Pablo Kuczynski, en medio de una grave situación de inestabilidad política en el país vecino. En 2018, el Poder Judicial revocó la medida y ordenó el reingreso del otrora gobernante a prisión.

El ex presidente de 83 años estaba cumpliendo su condena en el penal de Barbadillo, desde donde salió temporalmente hace un par de semanas debido a problemas de salud. Keiko Fujimori, su hija y también ex candidata presidencial del partido Fuerza Popular, señaló que su padre continuaría con su tratamiento contra la fibrosis pulmonar en la cárcel.

Las graves acusaciones contra Fujimori

Fujimori llegó al poder en 1990 por la vía democrática, pero un par de años más tarde protagonizó un autogolpe, el que le permitió permanecer en el gobierno por una década completa mediante reelecciones.

En 2000, y luego de haber ganado una nueva reelección, se vio envuelto en un caso de corrupción que involucró a Vladimiro Montesinos, uno de sus colaboradores más cercanos. Tras este escándalo el Congreso abrió un proceso de destitución del cargo, el que se concretó el 22 de noviembre de ese año.

Fujimori fue procesado por su responsabilidad en las matanzas de Barrios Altos (1991) y La Cantuta (1992), en operativos donde supuestamente se atacaría a grupos terroristas como Sendero Luminoso y el MRTA. En dichas masacres murieron una veintena de civiles, entre ellos niños.

A pesar de todo esto, el político de ascendencia japonesa sigue siendo influyente en la política peruana y su movimiento, denominado como “Fujimorismo”, es la principal fuerza de oposición al actual gobierno liderado por Pedro Castillo.

Más Noticias

Más Noticias