Nacional

Ordenan indemnización de $50 millones a víctima de torturas en cuartel policial

En la resolución, la magistrada Susana Ortiz Valenzuela decidió acoger la acción reparatoria luego de establecer la responsabilidad del Estado en los crímenes a los que fue sometido Álvaro Tapia.

Por , 10 de Enero de 2019

El 16° Juzgado Civil de Santiago ordenó al fisco a pagar una indemnización de $50 millones de pesos a Álvaro Enrique Tapia Quijada, quien sufrió torturas por parte de agentes del Estado en la Tercera Comisaría de Carabineros durante 1988.

En la resolución, la magistrada Susana Ortiz Valenzuela decidió acoger la acción reparatoria luego de establecer la responsabilidad del Estado en los crímenes a los que fue sometido Álvaro Tapia.

Los antecedentes del caso indican que Tapia Quijada fue detenido el sábado 22 de octubre de 1988 en la intersección de Avenida Portugal con Marcoleta, siendo llevado a la Tercera Comisaría de Santiago. En el trayecto hacia el cuartel policial, a víctima fue esposado, lanzado al suelo del furgón y golpeado en reiteradas oportunidades.

Al día siguiente, Tapia fue llevado al subterráneo del cuartel, donde fue interrogado mientras le propinaban golpes de puño y pies, tirones de pelo, golpes con manos extendidas y golpes en los oídos, todo eso mientras tenía los ojos vendados. Además, al resistirse al interrogatorio se le aplicó corriente en distintas partes el cuerpo.

El 27 de octubre del mismo año, Tapia fue presentado ante la prensa como un integrante del Frente Patriótico Manuel Rodríguez y luego fue obligado a declarar, bajo amenaza, en la Segunda Fiscalía Militar, donde se le ordenó reconocer las acusaciones que se le hacían. Tras ello quedó preso en la Penitenciaría de Santiago.

Finalmente, en diciembre de 1988 fue llevado a la Cárcel Pública, lugar donde permaneció hasta el 14 de mayo de 1991, día en que le otorgaron su libertad.

El fallo menciona que bajo la aplicación de las “Leyes Cumplido”, el caso de Tapia fue revisado por la Corte de Apelaciones de Santiago, donde fue absuelto de todos los cargos que se le imputaron.