Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Nacional

Escandaloso vuelco en ataque a comisaría: Uniformado mintió e inventó balacera

Un carabinero que estaba afuera de ese recinto, al ver que el automóvil se desplazaba escapando a gran velocidad, procedió a dispararle. Una de esas balas afectó al cabo Rodrigo Fuentes Morales que estaba de guardia también afuera del recinto.

Escandaloso vuelco en ataque a comisaría: Uniformado mintió e inventó balacera
Por 18 de Mayo de 2019

Una noticia difundida por personal de Carabineros esta mañana tuvo un vuelco escandaloso antes del mediodía de este sábado, al verificarse que la versión del carabinero de guardia en la 33° Comisaría de Ñuñoa era falsa. Primero se habló de un ataque a la comisaría y luego de un disparo realizado por sujetos que arrancaban en un auto. La institución explicó qué sucedió realmente.

Durante la madrugada, personal de Carabineros emitió un parte policial detallando que un grupo -que se movilizaba en un Nissan Qashqai- atacó con disparos la 33º Comisaría Ñuñoa y que una de las balas había alcanzado al cabo de guardia, el cual fue resguardado por su chaleco antibalas.

Pero los hechos no fueron de esa forma, si bien hubo un procedimiento, nunca hubo una balacera de parte de un grupo en contra de la comisaría. La modificación en el relato de la historia fue hecha por el carabinero involucrado.

“El funcionario que resultó lesionado fue producto de un disparo efectuado por otro carabinero, que también salió a interceptar el vehículo que se daba a la fuga, desde un control de vehículo”, señaló el coronel Eduardo Witt, desestimando las primeras versiones.

Esto sucedió, luego que un menor de 15 años sacó el vehículo a escondidas de sus padres y ante un control policial decidió escapar y arrancó a toda velocidad. En su escapada el joven pasó por Marathon con Guillermo Mann, donde está la 33º Comisaría de Ñuñoa.

Un carabinero que estaba afuera de ese recinto, al ver que el automóvil se desplazaba escapando a gran velocidad, procedió a dispararle. Una de esas balas afectó al cabo Rodrigo Fuentes Morales que estaba de guardia también afuera del recinto. No sufrió heridas gracias a que usaba chaleco antibalas.

“Se ha dispuesto, por este mando de Carabineros, conforme a mi cargo de prefecto de la Prefectura Oriente, la baja con efectos inmediatos por no haber señalado los hechos como ocurrieron en verdad”, señaló Witt.

El coronel agregó que “cuando fue consultado si había efectuado disparos, lo negó en el primer minuto. Posteriormente las indagaciones y los peritajes efectuados cambiaron esta versión, y se pudo establecer que sí efectuó disparos y, al parecer, uno de estos disparos habría sido el que había lesionado al Carabinero que estaba de vigilante exterior”.

Relacionados

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Mujer Dínamo

ver más Mujer Dínamo

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día