Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Nacional

Hasta 3 años de cárcel: qué dice la ley antiencapuchados

El senado aprobó la idea de legislar la propuesta de parlamentarios de Chile Vamos, el PS y el PPD, la que busca elevar las penas en un grado en caso de cubra intencionalmente su rostro para ocultar su identidad durante la comisión de actos vandálicos.

Hasta 3 años de cárcel: qué dice la ley antiencapuchados
Por 28 de Noviembre de 2019

Por 22 votos a favor, 11 en contra y dos abstenciones, el senado aprobó la idea de legislar el proyecto de ley antiencapuchados, el que eleva las penas en hasta 3 años de cárcel para las personas que participen en actos vandálicos a cara cubierta.

Esta moción fue presentada en septiembre pasado por los senadores Felipe Kast (Evópoli), Andrés Allamand (RN), Felipe Harboe (PS), José Miguel Insulza (PS) y Víctor Pérez (UDI) y plantea “la garantía constitucional relativa a la libertad de reunión de las personas, debe realizarse en forma pacífica. En función de ello, se dota al ordenamiento jurídico de sanciones más severas y se entrega herramientas más eficientes a Carabineros para hacer frente a quienes provocan disturbios, delitos y desmanes contra el orden público”.

El Código Penal establece que “los que turbaren gravemente la tranquilidad pública para causar injuria u otro mal a alguna persona particular o con cualquier otro fin reprobado, incurrirán en la pena de reclusión menor en su grado mínimo”, pena que va desde 61 días a 540 días.

El proyecto de ley pide agregar que que, si la persona que comete la falta cubre su rostro intencionalmente con el propósito de ocultar su identidad, mediante el uso de capuchas, pañuelos u otros elementos, “serán sancionados con la pena establecida, aumentada en un grado”.

En concreto, el proyecto de ley anti encapuchados establece que aquellos que “turban gravemente la tranquilidad pública” cubriendo su rostro intencionalmente con el propósito de ocultar su identidad, serán sancionados con 541 días a 3 años y 1 día de presido. Asimismo, en el caso de los delitos contra las personas, se reconoce como agravante el uso de capucha u otros elementos semejantes.

Relacionados

Comenta