Nacional

Mujer con coronavirus que obligó cierre de mall: “El médico me había dado casi de alta”

Su marido aseguró que “la única falta de ella que puede haber sido que salió al límite de que se terminara su licencia. Esa fue la única falta que reconocemos”.

Por , 30 de Marzo de 2020

María Mireya Dañobeitía es la mujer con coronavirus provocó el cierre del mall Alto Las Condes, luego que quisiera ingresar al supermercado, lo que generó un operativo policial y la sanitización de ambos recintos.

La mujer, de profesión médica, fue entrevistada por La Segunda, donde explicó que se encontraba cumpliendo su último día de cuarentena y que solo se acercó al supermercado para entregarle la tarjeta de crédito a su esposo.

Dañobeitía señaló que se atendió ese día en el centro médico que estaba en el mismo mall, donde asegura que le señaló al doctor “una radiografía que certificara que estaba OK para salir a trabajar y en contacto con más gente”.

En dicho momento, su esposo y su hijo estaban comprando en el supermercado y “un detalle que pasamos por alto es que ella andaba con la tarjeta de crédito”, señaló su marido.

“Entonces nos comunicamos y me dijo que bajaría de Integramédica para pasarme la tarjeta. Ella conoce perfectamente la situación porque es médico. Había tomado todas las precauciones: mascarilla, alcohol gel… pero al intentar ingresar para ubicarme la detuvieron”, agregó Marcos Bravo.

Consultada sobre las personas que pudieron haberse sentido en riesgo por coronavirus, la mujer recalcó que “la información que se dio fue errada. El médico me había dado casi de alta”.

Su marido aseguró que “la única falta de ella que puede haber sido que salió al límite de que se terminara su licencia. Esa fue la única falta que reconocemos. Pero fue para ir al médico y confirmar que hoy (lunes) podía volver a trabajar”.

Junto con ello, dejaron en claro que “pedimos los permisos por Comisaría Virtual y no hubo ninguna oposición, simplemente nos emitieron los permisos. Si el sistema hubiese dicho ‘ustedes no puede salir porque tiene contacto con Covid positivo’, no le queda ninguna duda que no hubiésemos salido”.

La mujer arriesga una pena de 61 a 540 días de presidio y una multa que va entre 6 y 20 UTM (entre 301.326 y 1.004.420‬ pesos).