Carabinero baleado en Cañete dio positivo por COVID-19: fue visitado por autoridades en el hospital

Las autoridades aseguraron que “desde el principio, esta persona mantuvo un aislamiento muy estricto".

Carabinero baleado en Cañete dio positivo por COVID-19: fue visitado por autoridades
Carabinero baleado en Cañete dio positivo por COVID-19: fue visitado por autoridades
Por:  Brenda Martínez

Patrick Rivas, el carabinero que fue baleado hace unos días en Cañete, dio positivo por COVID-19, información que se dio a conocer luego de que el uniformado fuese visitado por distintas autoridades.

Rivas se encuentra internado en el Hospital Las Higueras de Talcahuano tras ser baleado el pasado 9 de abril en la Ruta P 72S, en la localidad de Huentelolen de la provincia de Arauco, cuando los uniformados pertenecientes a la Cuarta Comisaría de Fuerzas Especiales de Los Álamos fueron emboscados.

Al respecto, el intendente de la Región del Biobío, Sergio Giacaman, señaló que “efectivamente la situación del cabo segundo está confirmada, está con COVID positivo, de hecho fue trasladado del Hospital Naval al Hospital Higueras y su estado actual es estable”.

En relación a dónde se habría producido el contagio, si en el recinto hospitalario o previo a su ingreso, la autoridad contó que “eso es algo que es parte de la investigación que tiene que desarrollar la Seremi de Salud”.

El funcionario policial fue visitado en el Hospital Naval el pasado 14 de abril por el subsecretario de Interior, Juan Francisco Galli; el general director de Carabineros, Mario Rozas; el jefe de la Defensa Nacional en Biobío, contraalmirante Carlos Huber; el general jefe de la VIII Zona Policial Carabineros Biobío, Luis Humeres, y el propio intendente Giacaman.

Sobre esto, la autoridad regional argumentó que “todos los contactos que tuvimos en ningún caso fueron estrechos. El cabo segundo es una persona que estaba en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Naval, había que mantener cierta distancia, y además todas las visitas se han hecho con los elementos de protección personal que corresponden, así que en ningún caso lo hemos expuesto a él ni a nosotros a nada”.

Por su parte, el ministro de Salud, Jaime Mañalich calificó la situación del baleo sufrido por el carabinero como un “atentado terrorista” y explicó que “según su equipo tratante, la condición en que se mantiene no está vinculada a esta -voy a decirlo así- ‘sobre-infección’ por coronavirus. Sin embargo, hay que estar muy alerta y atentos. Enviamos toda nuestra solidaridad a Carabineros y a la familia de este funcionario”.

Asimismo, argumentó que  “desde el principio, esta persona mantuvo un aislamiento muy estricto. Algunas autoridades han visitado a la familia, no al paciente, con todas las medidas de protección”.

Más Noticias

Más Noticias