El camino del Gobierno para aplicar gratuitamente la vacuna contra el COVID-19

Para asegurar la vacunación sin costo de más de 5 millones de chilenos el Estado incluirá a la eventual inyección contra el coronavirus en el Plan Nacional de Inmunización.

El camino del Gobierno para aplicar la vacuna contra el COVID-19 gratis
El camino del Gobierno para aplicar la vacuna contra el COVID-19 gratis

“La vacuna va a ser gratuita, de todas maneras”, anunció este jueves el ministro de Salud, Enrique Paris, en una frase tranquilizadora para la población, sobre todo luego que una de las empresas desarrolladoras de la inoculación contra el COVID-19 en el mundo, National Biotec Group de China, reveló que el precio del producto final podría rondar los US$144 (unos $113 mil).

Anuncio que de todas formas abrió la interrogante de cómo hará el Estado para administrar la inyección contra el COVID-19 de forma gratuita. Al respecto, desde el Ministerio de Salud revelaron a EL DÍNAMO que para tales efectos la eventual vacuna se agregará al Plan Nacional de Inmunización (PNI).

El PNI, según consta en diversos documentos de evaluación de los programas gubernamentales, busca prevenir desde 1978 la morbilidad, discapacidad y mortalidad por enfermedades infecciosas transmisibles inmunoprevenibles.

Incluso, desde el Minsal lo definen como “conjunto de vacunas destinadas a proteger a la población, las cuales han sido definidas como bien público”. Sobre todo para aquellas que, “han sido definidas como problema de salud pública en Chile, en concordancia con recomendaciones internacionales”, como el coronavirus.

Además de la eventual vacuna contra el COVID-19, ya pertenecen a esta programa las inyecciones contra el Papiloma Humano y la de la Influenza.

Los elegidos para la vacuna contra el COVID-19

Al igual que la mayoría de las inyecciones pertenecientes al PNI, la vacuna contra el COVID-19 no será aplicada a toda la población, sino que sólo a los pacientes de mayor riesgo.

Situación que aclaró durante este viernes el ministro Paris en un nuevo conteo de los casos activos en nuestro país. De acuerdo al secretario de Estado, “vamos a priorizar al grupo que ya he nombrado, que son los trabajadores de la salud, adultos mayores, enfermos crónicos, gente que vive en comunidades, como los adultos que viven Eleam“.

Eso sí, Paris advirtió que para dar con los grupos exactos que deben recibir la vacuna primero esperarán las recomendaciones del Consejo Asesor de Vacunas y Estrategias de Vacunación (Cavei), así como también, del equipo de inmunizaciones del Ministerio de Salud.

Respecto al número de vacunas que se aplicarán en Chile, Paris reveló que “en la primera etapa se van a vacunar a aproximadamente 5,8 millones o 5,5 millones de personas“.

Vacunación gratuita sería un fenómeno mundial

El presidente del Parlamento Latinoamericano y Caribeño (Parlatino), Jorge Pizarro (DC), desde donde han seguido muy de cerca las tratativas internacionales para contar con la vacuna contra el COVID-19, explicó a EL DÍNAMO que la búsqueda por entregar gratis esta inyección aún en desarrollo es un fenómeno mundial.

Además de aplaudir el anuncio de Paris, Pizarro contó que durante las conversaciones que ha sostenido con otros legisladores del mundo ha podido ver que las organizaciones internacionales de la salud como la OMS y la OPS, así como también, las sociedades de científicos y los estados, están abiertos a la gratuidad de la vacuna.

Según explicó, “no hay dos opiniones. El descubrimiento de la vacuna tiene que ser un patrimonio común de la humanidad”.

En gran medida porque las principales potencias mundiales y los investigadores habrían entendido que “no se puede pensar en detener la pandemia si es que no se hace una vacunación masiva de la población mundial”.

Sin embargo, no sólo se buscaría aplicar gratis la vacuna para salvar vidas. El senador chileno también explicó que los efectos económicos de continuar con la pandemia durante el 2021 serían mayores al que implica repartir de forma gratuita la nueva inoculación.

Según dijo, “sin una vacuna gratis contra el COVID-19 vamos a estar condenados a los rebrotes, y por lo tanto, el costo deja de ser un problema porque en la medida que persista la incertidumbre la crisis económica de la humanidad se seguirá profundizando“.

“Cualquier inversión que se tenga que hacer en Chile y el mundo a la larga saldrá más barata que mantener la situación actual donde están siendo afectadas la mayoría de las actividades económicas”, precisó Pizarro.

Hernán Claro

Periodista a su servicio con un profundo interés en la política.+ info

Más Noticias

Más Noticias