La presión sobre el PRI para rechazar acusación a Van Rysselberghe

“Creo que los independientes no se van a prestar para esta acusación, porque no tiene fundamentos.

Por:  Vanessa Azócar

“Creo que los independientes no se van a prestar para esta acusación, porque no tiene fundamentos. Tengo la seguridad absoluta de que no van a apoyarla”. De esta manera, el vicepresidente de la UDI, Iván Moreira, señaló la convicción que existe en la Alianza de que la acusación contra la intendenta Jacqueline Van Rysselberghe, que impulsa la Concertación, se caerá ante la falta de apoyo del PRI.

Aunque un sector de la coalición de izquierda apuesta a llevar a hasta último minuto la acusación, varios opositores al gobierno están conscientes de que el recurso no llegará a buen puerto sin los votos de Pedro Araya, Alejandra Sepúlveda, Marta Isasi, Pedro Velásquez y Miodrag Marinovic. “El punto es que en marzo se define la composición de mesa de la Cámara de Diputados, y el actual acuerdo suscrito con los partidos oficialistas considera el apoyo a Pedro Araya para la vicepresidencia de la Corporación. Ahí está el problema”,  dice una alta fuente del PPD.

“Una cosa es el acuerdo administrativo y el otro es el acuerdo político. La acusación  constitucional la voy a votar en conciencia: si hay antecedentes para votarla lo voy a hacer y si no, no la voy a votar”, señaló a El Dínamo el diputado Araya, asegurando  que su decisión no está amarrada al apoyo por la vicepresidencia de la Cámara. 

Al respecto, su par Miodrag Marinovic sostiene que recién en marzo se definirá un marco de acción respecto a la acusación contra la intendenta del Bío Bío entre los diputados independientes y del PRI. “No hay que mezclar las cosas. Un tema es el acuerdo administrativo de la Cámara, que es de cuatro años, y si hay alguien que lo quiera romper, tendrá que ver lo que pasa…”, advierte.

>

Por su parte, el jefe de bancada de la DC, Patricio Vallespín, dijo que espera que los independientes evalúen en su mérito los antecedentes de la acusación constitucional y sentenció que sería “inaceptable” un “chantaje de la derecha” por la presidencia de la Corporación.

Análisis de fundamentos

Más allá de la negociación por la Presidencia de la Corporación, en la UDI y la propia intendenta Van Rysselberghe insisten en que no hay méritos jurídicos que sustentes una acusación constitucional.

Desde RN, en tanto,  el senador Francisco Chahuán y el secretario general, Mario Desbordes, insistieron en que los ministros Felipe Bulnes (Justicia) y Rodrigo Hinzpeter (Interior) entregaron  un informe que descarta cualquier tipo de delito y violación de la ley.

Desbordes, sin embargo, fue enfático al querer demostrar la confianza que tiene en esa investigación: “Me gustaría que se se llevara a cabo la acusación, para que se comparara con la que se le hizo a la ex ministra de Educación, Yasna Provoste. Acá, a diferencia de su caso, no se perdió ningún peso ni se cometió ningún delito. Me gustaría que se concretara la acusación, para que quedara en evidencia el abismo entre un caso y el otro”.

En su calidad de vocero de la Concertación, el senador socialista, Fulvio Rossi, ratificó esta mañana que la Concertación se la jugará hasta el final por acusar a la intendenta.  “La ciudadanía tiene que juzgar respecto de los antecedentes que se han dado a conocer respecto a la actuación de la Intendenta, y la ciudadanía también evaluará cuales son los estándares con los cuales hay que evaluar el desempeño de una autoridad”, dijo.

Bajo ese marco, mañana a las 10:00 horas se reunirán en el Congreso los diputados Gabriel Silber (DC), Tucapel jimémez (PPD) y  Gabriel Ascencio (DC) para analizar los antecedentes del caso. Para este objetivo la Concertación ya solicitó el apoyo de los institutos Igualdad y Cieplan, entre otros.

Más Noticias

Más Noticias