Ministro Undurraga quiere competir por presidencia DC con “mesa de unidad” que rompa con “grupos internos”

De lograr un acuerdo con Fuad Chahín, quien también manifestó su intención de presentarse a las elecciones internas de la DC, Claudio Orrego no tendría oportunidad alguna de ganar.

Ministro Undurraga quiere competir por presidencia DC con “mesa de unidad” que rompa con “grupos internos”

Esta semana, la actual directiva de la Democracia Cristiana (DC) confirmó que en la junta nacional que se llevará a cabo a fines de enero presentarían su renuncia para así acelerar el proceso de elecciones internas, las que se llevarían a cabo en abril o junio.

Bajo este escenario, el ministro de Obras Públicas, Alberto Undurraga, buscará quedarse con la presidencia de la falange con una “nómina que rompa la lógica de los grupos internos” y con una “mesa de unidad“, que logre al menos articular una parte de los sectores “moderados” y al “al progresista”, según consignó El Mercurio.

Pero el camino no se le viene fácil al secretario de Estado, tomando en cuenta los últimos sucesos que han quebrado a la colectividad, sobre todo luego de que el pasado viernes renunciaran 31 militantes liderados por Mariana Aylwin. Es por eso que Undurraga ya habría sostenido conversaciones para cercar apoyos con personeros como Francisco Chahuán, Jorge Pizarro, Gabriel Silber e Ignacio Walker.

Junto a eso, ha intentado acercarse a Fuad Chahín, quien también buscará competir con una lista, y aunque ambos podrían trazar un proyecto en conjunto, ambos buscan liderarlo. En tanto, el intendente metropolitano, Claudio Orrego, ya había anunciado que tenía intenciones de presidir una próxima directiva, la que se vería “debilitada” en caso de que Chahín y Undurraga logran pactar un acuerdo.

El ministro quiere acabar con la crisis de la DC bajo cinco planteamientos: recomponer y modernizar el partido, recuperar el “diálogo fraterno”, que la colectividad le “hable a Chile” y no sólo a los militantes, apostar a recuperar el centro político manteniendo cierto nivel de diálogo con la izquierda y trascender la “lógica de lotes”.

Más Noticias

Más Noticias