Raúl Urrutia: Sin transparencia hay dos opciones "irse o acatar"

Cuando el ex diputado de RN, Raúl Urrutia Ávila, asumió la presidencia del Consejo para la Transparencia sabía que pasaría poco tiempo para que el organismo tomara un rol protagónico en la modernización del Estado.   

Por:  El Dínamo

Cuando el ex diputado de RN, Raúl Urrutia Ávila, asumió la presidencia del Consejo para la Transparencia sabía que pasaría poco tiempo para que el organismo tomara un rol protagónico en la modernización del Estado. 

En sus 19 meses de existencia, ya son más de 1.400 los fallos que han obligado a distintas reparticiones públicas a entregar información a los ciudadanos. Las últimas ordenanzas, sin embargo, son las que han causado más revuelvo, ya que han puesto en jaque la preeminencia del Secreto Militar por sobre transparencia y el derecho de acceso a la información. Y fueron un elemento clave en la decisión del presidente Sebastián Piñera de remover al ministro de Defensa, Jaime Ravinet, que cuestionó públicamente el derecho del Consejo de Transparencia a exigir información, relativa a la construcción de un puente mecano instalado sobre el río Bío Bío. A la Armada tampoco le pareció pertinente dar explicaciones por el viaje que realizó el buque Aquiles el 28 de febrero, cargando  familiares de oficiales que buscaban ponerse a resguardo del tsunami, pero otra vez se le dio la razón al Consejo y el comandante en Jefe de la Armada, Edmundo González, deberá responder.  

Desde su oficina de calle Morandé, siete pisos más arriba de la Plaza de la Constitución, el abogado responde las preguntas de El Dínamo, previo a la ceremonia de cuenta pública de su institución.

¿Todavía hay instituciones que tienen una actitud hermética frente a la entrega de información? ¿Cómo ve a las  FF.AA. en esta materia?

La verdad es que la cultura del secretismo está  bastante arraigada dentro de nuestra sociedad y fundamentalmente dentro del sector público. Es obvio que las FF.AA. entienden que podría peligrar la seguridad nacional  al tener que entregar alguna información, pero todas las personas tienen la misma obligación de resguardar esta seguridad. 

Los chilenos tienen que tener clara conciencia de que el Consejo jamás pondrá en peligro la seguridad nacional.  No es lo mismo comprar un tanque que un puente que usarán todos los civiles. Cuando se vaya a comprar un tanque, no le quepa ninguna duda que no accederemos a esa información. La seguridad no se afecta cuando se compra un puente de 1.500 metros que en definitiva será utilizado por todos los civiles durante más de un año y medio, por lo tanto ahí no hay secreto ni reserva alguna. 

Es esperable  que las FF.AA. mantengan algún hermetismo,  pero ¿qué le parecieron las críticas del ahora ex ministro Jaime Ravinet?

No quiero interpretar lo que pasó por la mente del ex ministro de Defensa, pero en definitiva tendrá que cumplirse con el fallo del Consejo. 

¿Se imaginó que una resolución de Consejo para la Transparencia sacaría a un ministro de Estado?

La verdad es que nunca ha sido nuestra intención, sólo buscamos cumplir con la Ley y garantizar el acceso a la información pública, ese es nuestro norte.  Aquí hay una Ley y debe ser cumplida por todos los chilenos. Como Consejo tenemos las competencias para determinar si una información es secreta o no. Ese es  el gran error que cometió el ex ministro de Defensa, sin estas atribuciones no existiría el Consejo.

¿Las autoridades que desconfían de la transparencia debieran tener espacio en la función pública?

Si no hay transparencia en la actuación de los funcionarios públicos, no habrá jamás un Estado moderno. Las autoridades tiene  que ir tomando conciencia de esta situación, tienen que ser capaces de entender que la transparencia es un valor público. Quienes no entiendan el valor de la transparencia tienen dos opciones: irse o acatar. 

Más Noticias

Más Noticias