Víctimas de Karadima y defensa de Francisco a Juan Barros: “Lo que ha hecho el Papa es ofensivo y doloroso”

"Es inaceptable lo que ha dicho el papa Francisco y es ofensivo para todos quienes han sufrido abusos, también para quienes estamos luchando contra el abuso sexual".

Víctimas de Karadima: "Lo que ha hecho el Papa es ofensivo y doloroso"
Víctimas de Karadima: "Lo que ha hecho el Papa es ofensivo y doloroso"

Luego que el Papa Francisco saliera en defensa de Juan Barros y rechazara cualquier acusación en su contra respecto al encubrimiento de los abusos sexuales cometidos por Fernando Karadima, las víctimas del sacerdote dieron una conferencia de prensa para repudiar estas palabras.

Así, James Hamilton, Juan Carlos Cruz y José Andrés Murillo enfrentaron los micrófonos y dieron a conocer una declaración pública en la cual respondieron al emplazamiento de Bergoglio: “el día que me traigan pruebas voy a hablar. Todo es calumnia”.

Ante esto, las víctimas de Karadima señalaron que “nosotros hemos declarado la presencia del obispo Barros en los abusos psicológicos y sexuales de Karadima. Siendo él tan cercano a Karadima y sabiendo los abusos, nunca denunció al sacerdote”.

“Hay testigos que indican que enviaron al cardenal Fresno, entonces arzobispo de Santiago, una carta ya en los años 80 con denuncias contra Karadima. El secretario personal del cardenal era el obispo Barros y se ocupó de eliminar esta carta”, argumentaron.

De este modo, expresaron que “el Papa desaprovechó una gran oportunidad, de escuchar a la comunidad de Osorno y a quienes hemos afirmado que el obispo Barros había encubierto los abusos de Karadima, con pruebas a la vista, como las que durante años hemos entregado. El Papa ha desoído todos estos hechos y nos ha acusado de faltar a la verdad, y de decir calumnias”.

“Esto es de extrema gravedad y creemos que revela un rostro desconocido del pontífice. Durante años hemos luchado contra el abuso sexual de miembros del clero y de cualquier persona. Lo que ha hecho el Papa es ofensivo y doloroso, y no solo contra nosotros”.

Junto con ello, recalcaron que “aún hay mucho por hacer. Seguiremos en este camino. Es necesario que las palabras de perdón, vergüenza y dolor que ha expresado el papa se expresen en acciones concretas para erradicar a todos los que han abusado sexualmente de niños, niñas, jóvenes, y personas vulnerables; y a todos quienes han encubierto activa o pasivamente estos abusos”.

Finalmente, dejaron en claro que “esto no es una cruzada contra la iglesia católica (…) es inaceptable lo que ha dicho el papa Francisco y es ofensivo para todos quienes han sufrido abusos, también para quienes estamos luchando contra el abuso sexual”.

“No aceptamos amedrentamientos de nadie, por poderosos que sean”, sentenciaron.

Más Noticias

Más Noticias