Negocios

¡Desate su venta! 10 consejos a la hora de buscar un crédito hipotecario

El “sueño de la casa propia” es un lema que no pasa de moda. La adquicición de un bien raíz es para muchos una de las inversiones más importante de la vida. Si usted pretende cumplir el sueño y transformarse en propietario, ponga atención a los siguientes consejos elaborados por Credicorp, empresa dedicada a la gestión de estos instrumentos.  

Por:  El Dínamo

El “sueño de la casa propia” es un lema que no pasa de moda. La adquicición de un bien raíz es para muchos una de las inversiones más importante de la vida. Si usted pretende cumplir el sueño y transformarse en propietario, ponga atención a los siguientes consejos elaborados por Credicorp, empresa dedicada a la gestión de estos instrumentos.

1.- Requisitos básicos para acceder a un crédito
Si usted busca postular a un crédito debe tener una renta formal, completar un año de antigüedad en su empleo, y no presentar deudas. En caso que la renta no sea considerada suficiente para el crédito solicitado, se puede contar con un codeudor, que puede ser el o la cónyuge, para completar la renta mínima. 

2.- Es bueno cotizar, hay mucha oferta en el mercado
Actualmente existen más de veinte instituciones financieras que prestan créditos hipotecarios. Entre bancos, mutuarias y corredoras de seguros, el abanico de opciones es bastante amplio. Por eso es fundamental cotizar bien antes de firmar cualquier papel. Puede ser un proceso poco agradable, pero necesario a la hora de tomar un compromiso tan importante.

3.- Ventas atadas: una opción y no obligación
Contratar servicios complementarios de un banco, tales como línea de crédito o cuenta corriente, es voluntario. Ser cliente en un banco A no inhabilita poder tomar un crédito hipotecario en un banco B, ni en otra institución financiera.

4.- Tasa: no siempre es lo más importante
Constantemente escuchamos que nos ofrecen “la tasa más baja del mercado”. Si bien es un indicador a tener en cuenta, no es lo único. Existen costos asociados que se deben considerar, ya que estos determinan el valor real del dividendo. Los seguros obligatorios –desgravamen, incendio y sismo- pueden variar hasta en un 400% su valor.

5.- Seguros: su valor y cobertura
Los seguros de sismos, incendios y desgravamen son obligatorios. Es evidente en qué consisten los dos primeros. En cuanto al tercero, se trata de una cobertura del saldo del crédito en caso de deceso de la persona que lo haya tomado. Es importante considerar tanto el precio de los seguros como la cobertura de los mismos, ya que varía en cada institución. No olvide que van incluidos en el pago mensual del dividendo.

6.- Diferencias entre bancos y mutuarias
Por lo general los bancos ofrecen mejores tasas de interés, mientras que las tasas de las mutuarias (o compañías de seguro) son levemente más elevadas pero con seguros asociados, en algunos casos, hasta tres veces más baratos. En general, las mutuarias tienen políticas de riesgo un poco más estrictas, a diferencia de los bancos que pueden tener una mayor flexibilidad.

7.- Los costos del crédito
Existen gastos operacionales asociados al crédito hipotecario. Hay que pagar los distintos papeleos y trámites, entre ellos la tasación, el abogado, la notaría o la inscripción en el Conservador de Bienes Raíces. Nuevamente, los valores varían de un lugar a otro, por lo que es algo a considerar en el proceso de cotización. Por lo general, el monto de los gastos operacionales corresponde al 1% del monto total del crédito.

8.- Refinanciamiento 
La situación del mercado así como las finanzas personales pueden variar a lo largo de los años desde que uno tramita el crédito. Es por ello que uno puede pedir un refinanciamiento, tanto en la institución que otorgó el crédito, como en cualquier otra de la competencia que ofrezca mejores condiciones. Es recomendable firmar un contrato que no contemple multas de prepago, es decir, que no cobre en caso de querer realizar un alzamiento y cambiarse de institución prestamista.

9.- Contingencia económica 
Hay que tener en cuenta las condiciones del mercado, tanto para comprar una propiedad como para solicitar el crédito hipotecario que la financie. Hoy en día estamos en un momento propicio para pedir un préstamo, ya que las tasas de interés se encuentran históricamente muy bajas.

10.- Asesoría 
Son muchas variables que hay que tener en cuenta para tomar un crédito. Es un proceso que se suele desconocer, por lo que es recomendable buscar asesoría, ya sea en un amigo que haya pasado por esto y tenga conocimientos, como por un experto que se dedique al tema. El banco o mutuaria va a tratar de convencer de sus términos al cliente, por eso es bueno contar con un asesor externo antes de tomar una decisión. 

Más Noticias

Más Noticias