Negocios

Paren las prensas: El Mercurio.com parte el 2011 cobrando por sus contenidos

Es algo de lo que se venía hablando desde hace un tiempo. Desde que Cristián Edwards cambió su puesto como jefe de la Dirección de Servicios Noticiosos en el New York Times por una oficina en Santa María, en julio del año pasado. Aunque el 2009, nada era definitivo. Ni siquiera su contratación en El Mercurio: fuentes que trabajaban con él en el diario estadounidense, aseguran que el viaje del cuarto hijo del dueño de El Mercurio tenía un pasaje de vuelta para comienzos de este año.

Por:  El Dínamo

Es algo de lo que se venía hablando desde hace un tiempo. Desde que Cristián Edwards cambió su puesto como jefe de la Dirección de Servicios Noticiosos en el New York Times por una oficina en Santa María, en julio del año pasado. Aunque el 2009, nada era definitivo. Ni siquiera su contratación en El Mercurio: fuentes que trabajaban con él en el diario estadounidense, aseguran que el viaje del cuarto hijo del dueño de El Mercurio tenía un pasaje de vuelta para comienzos de este año.

Pero 17 meses después de su regreso a Chile, la tarea de Cristián Edwadrs es clara. Y el lanzamiento del producto, inminente. La misma empresa anuncia que, a partir del 1 de marzo del 2011, estaría disponible la versión pagada del sitio web elmercurio.com.

Los gestores de la idea, según fuentes cercanas al diario, son el mismo Edwards y Álvaro Sostin, ex gerente del canal internet de LAN Chile. Aunque él, desde su oficina en Santa María, niega estar involucrado en el sitio web: “No tengo nada que ver con eso, habría que preguntarle al mismo Cristián”.

Sin embargo, Sostin asumió en El Mercurio como gerente de Nuevos proyectos. Lo que coincide con las intenciones de Agustín Edwards y su equipo, de ser el primer diario en Chile en cobrar por sus contenidos usando el método paywall

Dicha idea, que también será implementada por el New York Times desde enero -y que ya adoptaron en distintos formatos medios como el Times y The Financial Times-, implicará que, para navegar por el sitio, se deba estar suscrito y con un pago de por medio. Un sistema riesgoso en Chile, donde la cultura de pagar por lo que se puede conseguir gratis en otro lado es más fuerte que la del pago por mayor calidad.

El mayor riesgo de cobrar por sus contenidos es que el proyecto, paradójicamente, deje de ser un negocio: experiencias previas en el extranjero han demostrado que se puede perder hasta el 90% de la audiencia. Y, con ella, parte importante del avisaje.

En Chile, la única estadística que existe al respecto es la de un estudio realizado por la Escuela de Periodismo de la UDP y Feedback. Los resultados son poco auspiciosos para El Mercurio: sólo el 18% pagaría -y máximo $ 5.000- por leer noticias online.

Lo mismo comprobaron las investigaciones realizadas por el diario. Hace poco más de tres meses,  se realizó un estudio cuantitativo con los suscriptores de la versión escrita. Quienes vieron los resultados de esa medición, aseguran que el resultado fue “nefasto”. Casi ninguno de los que pagaba por recibir el papel estaba dispuesto a pagar por el sitio. 

Otra preocupación de los miembros del “Club de El Mercurio” era qué pasaría con el sitio de Emol. Ese portal del diario seguiría siendo gratuito y, según las mismas fuentes, suponían que sería de menor calidad informativa -ya que la prioridad y los mejores contenidos se irían a la versión pagada y punto com.

Dichos resultados habrían incidido en que en los terrenos de avenida Santa María intentaran convencer a su competencia directa, el Grupo Copesa, de que se sumara al sistema de pago. Y fuentes al interior del consorcio de Álvaro Saieh dicen que la idea no parece tan descabellada: ambas empresas coordinan el alza de precio de sus productos, y distribuyen sus diarios mutuamente en regiones para abaratar costos.

Sin embargo, Max Sichel, gerente general  de Copesa, niega esa información. Y cualquier posibilidad de hacer negocios junto a su competencia: “Somos una empresa totalmente independiente de El Mercurio, y no nos interesa cobrar por nuestros contenidos online ni hacer negocios con ellos”.

Más Noticias

Más Noticias