Opinión

Alarma de Inflación

Chile ha pasado de tener una meta inflacionaria de un 3% anual, a una estimada de 7% para el 2021. La inflación es como el Impuesto al Valor Agregado (IVA), pero no lo recauda nadie, y es altamente regresiva en los sectores de menos recursos, ya que son ellos los que pagan en mayor cantidad este pseudo tributo.

El remedio que existe para combatir la inflación es aumentar las tasas de interés por medio de la política monetaria. AGENCIA UNO/ARCHIVO
El remedio que existe para combatir la inflación es aumentar las tasas de interés por medio de la política monetaria. AGENCIA UNO/ARCHIVO
Por:  Eduardo Riveros

Desde el comienzo de la pandemia y post estallido social, Chile ha inyectado más de USD120.000Mill a la economía entre ayudas, deuda pública y retiros, entre otros, considerando que el PIB es cercano a los USD250.000Mill. En paralelo, USA ha alcanzado una cifra de inflación récord de un 6% a octubre de 2021 y se espera que cierre el año en torno al 6,5%. Lo más alarmante es que China ha acumulado un IPP (índice de precios al productor) de un 13,5% en igual período, por lo que esperamos se traspase a los consumidores y a los precios internacionales próximamente. Alguien dijo por ahí, esto es como dormir con un elefante, basta que se dé vuelta para abrazarte y te aplasta…

Consecuencia de esto: Chile ha pasado de tener una meta inflacionaria de un 3% anual, a una estimada de 7% para el 2021.
La inflación es como el Impuesto al Valor Agregado (IVA), pero no lo recauda nadie. Es altamente regresiva en los sectores de menos recursos, ya que son ellos los que pagan en mayor cantidad este pseudo tributo. El problema es que, el remedio que existe para combatir la inflación es aumentar las tasas de interés por medio de la política monetaria, lo que afecta a los mismos sectores, debido a que es absolutamente regresivo en virtud de las necesidades crediticias de la población.

Sólo para que haga cuentas, el costo total promedio (tasa de interés + seguros) de un crédito hipotecario pasó de un 4% a un 5,5% entre diciembre de 2020 y octubre de 2021 y los plazos máximos de dichas operaciones bajaron de 30 a 20 años. Esto implica que una familia que podía pagar un dividendo de 7,64 UF y comprar una vivienda de 2.000UF ($60Mill), hoy con el mismo dividendo sólo le alcanza para una vivienda de 1.400UF ($42Mill). Las 600UF de diferencia es parte de este impuesto que no recauda nadie, solo se pierde.

Más Noticias

Más Noticias