Opinión

Inteligencia Artificial: más allá de la tendencia, una necesidad latente

Necesitamos con urgencia que la IA sea una necesidad latente para la industria chilena porque el trabajo aumenta y destinar nuestro tiempo a tareas rutinarias no es eficiente ni eficaz.

Un 21% de los profesionales TI de la región afirmaron que su negocio está utilizando IA, cifra que coincide con idéntico porcentaje registrado en Chile. AGENCIA UNO/ARCHIVO
Un 21% de los profesionales TI de la región afirmaron que su negocio está utilizando IA, cifra que coincide con idéntico porcentaje registrado en Chile. AGENCIA UNO/ARCHIVO
Por:  Nicolás Vilela

Un simple vistazo a Google Trends, herramienta gratuita de Google que entrega resultados sobre los términos de búsqueda más populares, nos revela que el concepto de Inteligencia Artificial (IA) ha tenido un fuerte crecimiento en los últimos 12 meses: frases como “importancia de la Inteligencia Artificial” (+140%), “ventajas de la Inteligencia Artificial” (+70%) o “Inteligencia de software con Inteligencia Artificial” (+70%) son sólo algunos de los conceptos más consultados.

Se trata de un concepto que venimos escuchando con mayor frecuencia en los últimos años, pero a diferencia de otras tendencias que vivieron su peak y luego han ido desapareciendo, es importante que entendamos que la IA ya es parte de nuestras vidas y en las próximas décadas su incorporación en el sector privado sólo irá en aumento.

Chile aún se encuentra en una fase de exploración y crecimiento, pero es importante que cuanto antes se tome conciencia de la importancia de la IA y se la incorpore a toda la cadena de valor. Un estudio realizado por IBM durante el segundo semestre de 2021 que investigó el uso real de la Inteligencia Artificial en Chile y Latinoamérica reportó que el 21% de los profesionales TI de la región afirmaron que su negocio está utilizando IA, cifra que coincide con idéntico porcentaje registrado en Chile. En tanto, el 39% de los profesionales TI chilenos informa que sus organizaciones han acelerado la implementación de IA como consecuencia de la pandemia de COVID 19.

Son buenas noticias, aunque el porcentaje forzosamente deberá crecer en los próximos años si las empresas buscan sobrevivir y resaltar ante la competencia. Los recientes avances tecnológicos ayudan a la accesibilidad de la IA en todo tipo de industrias, pero aún persisten desafíos como la falta de capacitación y habilidades para su utilización.

Quizás lo más aconsejable para familiarizarse con los conceptos de la IA sea comprender primero cómo puede ayudar a las empresas o industrias en su labor diaria. Cada una cuenta con sus propias características, pero también comparten algo en común y es la enorme cantidad de datos que deben gestionar. Aquí es donde entra la Inteligencia Artificial, optimizando tiempo y recursos en el análisis de esa información y generando resultados que nos pueden ayudar a tomar mejores decisiones.

Realizar esta función es cada vez más costoso y difícil para los equipos humanos debido al constante crecimiento de las bases de datos y lo repetitiva que resulta la tarea. Y ese lapso que se ahorra al permitir que la tecnología analice esa data, puede reorientarse hacia nuevas funciones que ayuden a fortalecer y dar mayor calidad a la relación de la empresa con sus clientes y consumidores.

Necesitamos con urgencia que la IA sea una necesidad latente para la industria chilena porque el trabajo aumenta y destinar nuestro tiempo a tareas rutinarias no es eficiente ni eficaz. Si no empleamos bien los recursos dejamos de ser creativos y no damos paso a la innovación. En cambio, si aprendemos a convivir en un ecosistema donde las máquinas se dediquen a las tareas más monótonas, mientras que el equipo humano se enfoque en las áreas de creación y razonamiento para concretar nuevas ideas, todos estaremos mejor y más satisfechos con lo que estamos haciendo día a día.

Más Noticias

Más Noticias